A balón parado

¿Quién responde por la violencia en el estadio Tamaulipas?

Me parece terriblemente vergonzoso que todos quienes tienen responsabilidad en la violencia que se generó la tarde del domingo pasado en el estadio Tamaulipas, se dediquen a tratar de quitarle importancia a lo que sucedió, sin atender la gravedad de los hechos.

Los propietarios o directivos del Tampico-Madero, así como las autoridades encargadas de mantener el orden, debieron de haber previsto un escenario basado en la derrota del equipo local. Más cuando se trataba de una final (en este caso de la Segunda División), jugada en una plaza cuyos aficionados llevan muchos años deseando tener una mejor representación en el futbol profesional del país.

En espera de un reporte preciso de lo que sucedió, la primera explicación sobre lo que aconteció gira en torno a la frustración que sintieron algunos, lo que los hace mucho más proclives a la provocación y a la agresión.

Un operativo de seguridad bien diseñado hubiera inhibido a los violentos y si no, si los hubiera detenido antes de que se ensañaran contra policías mal ubicados, mal reforzados y mal preparados. Contra policías y contra otros aficionados.

Leo con asombro que el mensaje de los responsables del club Tampico Madero lo primero con lo que se quieren desmarcar es aduciendo que no hubo heridos de gravedad. Primero, lo dudo. Las imágenes muestran a cuando menos uno o dos sujetos atacar con furia a lo que suponemos es un policía tirado sobre el piso de uno de los palcos.

Hay cuando menos dos videos que retratan ese hecho acontecido en gradas y palcos. Y hay más de la tensión que se vivió sobre la cancha y sobre uno de los túneles de acceso a la misma. Pero no sirven de mucho al parecer pues detenidos o agresores identificados no hay al menos al momento de escribir estas líneas.

Si Tampico-Madero se va a convertir en un equipo de la Liga de Ascenso (por la vía de la adquisición de una franquicia), se tendrá que trabajar muchísimo y con un gran valor para evitar que estos violentos vuelvan a aparecer. 

rafael.ocampo@milenio.com

twitter@rocampo