A balón parado

¿Dónde quedaron los miles de Leones Negros?

Nada me ha llamado más la atención en este inicio de torneo de la Liga Mx que la penosa ausencia de seguidores de los Leones Negros en las tribunas del Estadio Jalisco.

¿Cómo puede ser posible que este equipo festejara hace unos meses su ascenso a la máxima división del futbol mexicano ante un pletórico inmueble, y ayer, en su regreso a casa ante el Querétaro, apenas se haya registrado un cuarto de entrada?

¿Qué explica esta situación?

¿Era verdad entonces que estando en la Liga de Ascenso los universitarios se convirtieron en el segundo equipo predilecto de los seguidores del Atlas y de las Chivas, y hasta de algunos otros clubes que cuentan con fanáticos en tierras tapatías?

Suena muy raro pero esto querría decir que estando entonces ya en la Primera, convertidos en rivales directos de sus primeros equipos, el encanto en esos aficionados desapareció.

Otra manera de entender esto es que los precios de los boletos de entrada al Jalisco subieron considerablemente, contrastando con lo barato que resultaba obtenerlas contra rivales devaluados por el descenso.

Una más es que el Querétaro no resultó un equipo atractivo como para retratarse en el debut, esperando la llegada de equipos de renombre, como los Pumas, el Cruz Azul, el América o las Chivas.

¿Quién sabe? ¡Pero se trataba del partido de arranque, del esperado y soñado regreso!

Creo que aún aceptando que las tres razones enlistadas son una realidad, faltó algo a la directiva para llenar el estadio en una fecha tan significativa, estando además el plantel tan necesitado de obtener puntos para lograr su permanencia en la máxima categoría.

Por lo pronto, en espera de ver una reacción del público favorable, qué decepción lo de ayer. Yo sí creí que había regresado un equipo con una afición fresca y poderosa y que el futbol mexicano se regeneraría con estos colores. Pero todo indica que no, que además esta afición estará midiendo muchísimo el resultado para ratificar su fe. 

 

rafael.ocampo@milenio.com

twitter@rocampo