A balón parado

Las camisetas más feas del mundo

De las Ligas profesionales de futbol que importan, la mexicana se ha convertido en la que tiene las camisetas más saturadas de publicidad. Para muchos, entre los que me incluyo, esto las hace no solo feas, sino grotescas.

Y si bien el asunto puede aterrizarse en un criterio a veces tan subjetivo como la estética, la desordenada y caótica presencia de logos comerciales en los uniformes va más allá de ello pues genera absurdos tales como el de pagar por un patrocinio apenas visible para los espectadores en las tribunas o para quienes siguen los partidos por televisión.

¿Por qué pagar (así sean precios de promoción), por un anuncio que no se ve? Al parecer nadie se hace esta pregunta entre las marcas que optan por estas opciones.

No sé si desde la instancia reguladora que constituye la cada vez mejor organizada Liga Mx este asunto se les antoje menor. Pero no deberían, en todo caso, subestimarlo. En la medida en que este asunto se atienda con inteligencia se puede generar fortaleza para que se coticen mucho mejor los anuncios. Si se decidiera que solo puede haber un anuncio frontal y uno más en la parte posterior (espalda alta o baja), los espacios publicitarios subirían de valor.

Solo Chivas, para cuyo propietario Jorge Vergara el tema ha sido importante desde que adquirió a este equipo, presenta una camiseta casi limpia de anuncios... Esta temporada lo secunda el Cruz Azul con un equilibrio muy parecido al que tienen los equipos de Ligas como la española o la inglesa.

Pero en los demás, incluidos los poderosos económicamente hablando América, Tigres y Monterrey, los mosaicos publicitarios terminan, aunque suene drástico, ensuciando el uniforme.

Creo que los propios patrocinadores principales deberían defender mucho más su inversión exigiendo relativa exclusividad. Y los equipos también deben defender el propio diseño de sus camisetas, que al mismo tiempo son sus estandartes.

rafael.ocampo@milenio.com • twitter@rocampo