A balón parado

El inevitable aislamiento de la Liga Mx

El futbol mexicano no estaba preparado para alejarse de la Copa Libertadores. Como lo he comentado ya en este espacio, la decisión de la Confederación Sudamericana de Futbol de modificar el formato de competencia a partir del siguiente torneo, sorprendió a todos y no hubo espacio para negociar nada.

El presidente de la Liga Mx, Enrique Bonilla, solo acudió con Alejandro Domínguez, el presidente de la Conmebol para expresarle su malestar y de alguna manera protestar por la acción.

No había un contrato firmado, aunque usted no lo crea. Pese a que la relación entre los equipos mexicanos y los pertenecientes a los 10 países sudamericanos es de muchos años, a nadie se le ocurrió formalizarlo.

Quienes sí se han sentido afectados y hasta donde se estudian una demanda son los directivos de Fox Sports, la televisora propietaria de los derechos de transmisión de este torneo.

Vamos a ver en qué queda esta historia... Por lo pronto recupero mi planteamiento inicial, este de que la Liga Mx o la FMF no estaban preparadas para quedarse, de golpe y porrazo, fuera de un torneo ciertamente de prestigio y que nunca pudo ganar.

Por lo pronto, los equipos perfilados para participar en la Libertadores se integrarán a la Copa Mx... Pero esto no es suficiente. Se tendrá que activar pronto un esquema de participación internacional alterno.

Lo único que se antoja se puede fabricar es una serie de enfrentamientos con los clubes de la Major League Soccer. Pero tampoco es fácil, pues el calendario de ambas competiciones no es muy compatible.

Como el retorno a la Libertadores es casi imposible, a no ser que para el 2018 se regrese al formato que hoy se está abandonando, tendrán que ser sumamente imaginativos, conciliadores, hábiles y ambiciosos.

La Liga Mx no puede quedarse aislada, compitiendo contra sí misma o solo inmersa en esto que se llama Concachampions.

rafael.ocampo@milenio.com
twitter@rocampo