A balón parado

Que llame a Ochoa, incuestionable. Que le dé permiso a Jiménez, tontería

Sin duda que hay y habrá temas que lleven a cuestionar con firmeza al entrenador de la selección mexicana de futbol, Miguel Herrera. Pero uno de ellos no debería ser el llamado de Guillermo Ochoa para los juegos que se llevarán a cabo en octubre.

   Es cierto que Ochoa no ha tenido un solo minuto con su equipo, el Málaga, en el campeonato español. Es cierto que Herrera dijo, antes del Mundial de Brasil que no llamaría a jugadores que no estuvieran jugando.

   Estos son dos puntos incuestionables e irrebatibles. Pero se impone, y por mucho, la calidad del guardameta, su madurez y capacidad, la extraordinaria Copa del Mundo que llevó a cabo.

   Tampoco el portero Sergio Romero, fundamental para que la selección argentina dirigida por Alejandro Sabella llegara a la final de Brasil 2024, era titular con su equipo.    Además, el Piojo ha reconocido cabalmente que dijo lo que dijo cuando habló de que no llamaría a quien no tuviera minutos, pero él mismo se ha hecho cargo de su cambio de opinión con respecto a Ochoa y ha explicado por qué lo ha hecho. Tiene derecho a pensar diferente cuando hay argumentos sobre la mesa que resulta de tontos cuestionar. Que Ochoa esté como seleccionado es un hecho positivo.

Con lo que no estoy de acuerdo, y aquí uno de los varios temas que se le pueden y deben cuestionar a Herrera, es con las concesiones que otorga a jugadores como Raúl Jiménez. No entiendo a razón de qué se le permita al delantero, en una Fecha FIFA, estando sano y pleno, mantenerse con el Atlético de Madrid para seguir adaptándose.

   ¿Y la selección qué? ¿No debe también en ella hacerse presente, compenetrarse, tener minutos y resolver el grave problema de gol que enfrenta el Tri?

   En teoría podría también llamar a Giovani, quien reapareció este fin de semana con su equipo, el Villarreal. Los juegos ante Honduras y Panamá serán hasta principios de octubre. ¿Por qué renunciar a ese derecho?   

 

rafael.ocampo@milenio.com

twitter@rocampo