A balón parado

Más televisoras, el mismo futbol

En Ligas de futbol como la inglesa y española, los clubes que las componen ganan cada temporada más dinero. Mucho dinero. El principal origen de éste es la televisión.

Los presidentes o directores de cada una de estas Ligas negocian un contrato colectivo, es decir, actúan representando a la totalidad de los equipos. Luego reparten el monto obtenido, de acuerdo a criterios previamente establecidos.

Un Real Madrid o un Barcelona, para voltear al caso de la Liga española, podrían seguramente obtener muchísimo más de lo que reciben ahora si negociaran por separado. Pero ambas instituciones, no sin ciertas objeciones, se han sometido a los dictados de la mayoría.

Construir un escenario de este tipo en el futbol mexicano es imposible. La Liga Mx no tiene ninguna independencia de las televisoras, porque éstas son propietarias de varios de los equipos. Se da pues un cuadro muy sui géneris, marcado por un control más o menos férreo por parte de estas empresas. Ellas regulan el mercado. Pagan lo que consideran deben pagar y aumentan estos pagos en la proporción que consideran deben hacerlo.

Por eso sorprende la decisión de Jorge Vergara alejando por completo a sus Chivas no sólo de Televisa, sino de cualquier otra televisora, sea con señal abierta o de paga.

Hoy la participación de las televisoras en la difusión del futbol adquiere una variante. El Grupo Imagen, quien lanzará la tercera cadena de televisión abierta del país en las próximas semanas, se ha asegurado también tener en su parrilla de programación, partidos de futbol. Transmitirá a los Gallos del Querétaro (equipo del que son propietarios) y a los Jaguares de Chiapas. El primero estaba con Tv Azteca y el segundo con Televisa.

Fox Sports transmitirá al Pachuca y al León... Tv Azteca a seis equipos: Atlas, Morelia, Santos, Puebla, Veracruz y Xolos... Televisa el resto, que son: América, Cruz Azul, Pumas, Monterrey, Tigres, Necaxa y Toluca.

rafael.ocampo@milenio.com
twitter@rocampo