Solo para Fans

El cambio del que pocos hablan

Hace una semana se realizó el Juego de Estrellas y aunque fue un evento solo para disfrutar, sin nada en juego, se marcó un momento importante para los equipos contendientes.

Desde esta temporada, el duelo entre la Zona Norte y la Zona Sur ya no determina la ventaja de local en la Serie del Rey para el sector que gana el encuentro, lo que significa que ahora esta parte se va a determinar por la marca con la que acaben la campaña los conjuntos finalistas, así que prepárense, porque ahora también juegan contra los de la otra zona.

Pongamos de ejemplo a los Leones de Yucatán. El conjunto melenudo domina a placer el Sur, con marca de 42-24, con 8.5 juegos de ventaja sobre el segundo sitio, los Tigres de Quintana Roo, lo que nos hace pensar que la calificación a los playoffs la van a conseguir pronto.

Pero a diferencia de otros años, su mira ahora también estará en lo que hagan los equipos del Norte, como Monterrey, Tijuana y Monclova, que tienen más victorias que los yucatecos, así como en Aguascalientes y Laguna, que aunque tienen un poco menos de ganados (38 cada uno), están en un rango cercano.

¿Por qué debe preocuparles lo que ellos hagan? Porque aunque los Leones dominaran el Sur y ganaran la final de su pelotón, no tendrían ventaja de local si quedan debajo de cualquiera de ellos; el mejor porcentaje de triunfos ahora es el que dará la ventaja de local en la Serie del Rey.

Me queda claro que los Leones no solo quieren llegar a la Serie del Rey, quieren jugar la mayor cantidad de duelos en el Parque Kukulcán, por eso los movimientos del lunes pasado donde se hicieron de los servicios del líder productor de la LMB, Ricky Álvarez y del abridor Édgar Osuna.

Aunque era atractivo que el Juego de Estrellas otorgara la ventaja al ganador, la nueva forma de determinar la sede de los dos primeros (y últimos) duelos de la final, es un movimiento que va a traer más emociones y cosas a seguir en el final de temporada, y también se convertirá en una preocupación (u ocupación) más para los mánagers.

Ahora los manejadores de todos los equipos, sobre todo los que están arriba, deben estar pendientes de lo que están haciendo sus competidores directos y también van a ver en qué posición están los que van a calificar del otro lado.

Imaginemos de nuevo a los Leones y supongamos que faltando 15 choques ya están calificados y faltando 10, ya amarraron el primer sitio del Sur, pero en lugar de dedicarse a cuidar a sus jugadores en esos choques finales (algo que también van a hacer, pero será un descanso menos amplio) pueden mantenerse como si estuvieran peleando la calificación para buscar quedar arriba de la mayor cantidad de equipos del Norte.

Ahora todo cuenta y eso nos va a dar un mejor espectáculo a los fanáticos, en lugar de observar choques con equipos ya sin presión.

De esta forma, aunque las novenas tienen marcadas en su calendario el miércoles 9 de agosto (último día de la temporada regular), también van a tener en mente el martes 5 de septiembre, porque ahí arranca la Serie del Rey, y quieren que ese día sea en su estadio donde se inicie, lo que significará que tendrán la ventaja de local.

Twitter@mikeboada