TRIBUNA FUTBOLERA

La afición no es su pend…

Santos ganó a los Leones, pero cuando se acabó el partido el TSM dictaminó con abucheos que el “espectáculo” por el cual pagaron fue una estafa.

La gente salió aburrida e irritada. El abucheo es la prueba irrefutable de que ni ganando hacen feliz a su público. Ya es momento de quitarse las caretas, de reconocer (a la de ya) que esto es, otra vez, un fracaso.

Ni calificando a la liguilla se salvan porque su propuesta, o mejor dicho, su nula propuesta, tiene a la afición insatisfecha. La mayoría de la gente está cansada de ver su aburrido futbol, de su lentitud de pensamiento en el campo y de su inexistente colectividad. 

Está claro que los árbitros se han equivocado en contra del Santos, pero ese, y que le quede claro a Caixinha, no debe ser un camuflaje para tratar de ocultar su pésimo accionar como equipo.

Tras el pasado fracaso la cúpula prometió un cambio abismal y que habría una propuesta de juego atractiva, también que habría una propuesta de juego atractiva y que siempre de los siempre habría una propuesta de juego atractiva… Sé que lo repetí 3 veces, para que no se le olvide a quienes lo prometieron y mucho menos a quienes les creyeron.

Falso como el futbol del equipo. Se supone que el futbol se inventó para divertir y traer alegría a quienes lo practican y a quienes pagan por verlo. Ni está feliz la afición y ni están felices los jugadores (se les nota).Se dijo que no siempre se ganaría, pero que la afición estaría orgullosa del esfuerzo y del futbol de su equipo.

Pues bien, lo que generan a veces es lástima, porque conmueve ver tanto esfuerzo pero con tan poca idea; el viernes parecían de esos niños que van todos al mismo tiempo corriendo por la pelota.

Y eso que Leones juega muy parecido: a nada. Entonces pudimos presenciar una de esas funciones que sirven al organismo humano cansado… sí, porque le generaron una apetecible sensación de sueño tras una semana laboral muy cargada. Cuando uno padezca de insomnio, la mejor medicina para dormir es ver al Santos Laguna.

Podrán tener a empleados de 10 nacionalidades diferentes en las oficinas, podrán tener la mejor organización interna, pero si los de abajo no convencen ni meten la pelota en la portería, todo se viene abajo.

Dependen del grupo de 11 que juega basura. Suena cruel, pero quitando a 3 o 4, el Santos tiene muy, pero muy poco talento. Si llegan a calificar espero que sea para hacer algo diferente y no para jugarle el dedo en la boca a la afición como hasta ahora.