Las “chicas” del padrino

Vergara ya aprendió la lección

Después del pésimo desempeño del Guadalajara en este torneo, en el cual fracasó rotundamente al quedar fuera de la Liguilla y ser eliminado en cuartos de final de la Copa por el penúltimo lugar de la Liga de Ascenso (Atlante), es momento de que el conjunto tapatío cierre filas y piense ya en el próximo certamen.

La decepción de sus seguidores es mayúscula porque el Rebaño era el campeón defensor de ambos torneos. Y por si fuera poco, perdió los dos clásicos del Apertura, ante América, y el sábado frente al Atlas. Nada para presumir.

Antes de caer contra los rojinegros, José Luis Higuera dijo en ESPN que Matías Almeyda estaba blindado a prueba de balas, dando por hecho que la continuidad del Pelado no estaba en duda. Sin embargo, luego del partido frente a los Zorros, el mismo técnico de los rojiblancos puso en entredicho si se mantendría como el pastor mayor, al declarar que el futbol es muy dinámico y en las siguientes dos semanas podrían suceder muchas cosas. De hecho, en estos días aseguró que se reunirá con Vergara e Higuera para hablar de su futuro.

Ojalá que Jorge Vergara haya aprendido la lección y tome las cosas con mesura. Por supuesto que los de Chivas este semestre es un FRACASO mayúsculo, pero hay que ver hacia adelante para revertir los malos resultados, y no hay nadie mejor que Almeyda para retomar el camino victorioso.

Guadalajara necesita reforzarse, que muchos de sus referentes salgan de su zona de confort, que dejen trabajar al Pelado y se haga una buena pretemporada. Vergara debe ser sensato y tomar una decisión con la cabeza y no con el hígado. A quienes debe jalarles las orejas es a los jugadores y exigirles y hacerles ver la camiseta que representan. No sé si con Matías Almeyda Chivas volverá a ser campeón, pero al menos el argentino ya demostró que conoce el camino para alcanzar ese objetivo.

luis.gutierrez@milenio.com  
twitter@LuisE_Gutierrez