Aquí, en corto…

¡Qué nivel de futbol!

Es muy fácil mirar la paja en el ojo ajeno cuando existen comparaciones que, de tan obvias, no se pueden evitar. La diferencia se puede ver desde donde sea y no solo hablo del nivel futbolístico, sino de todo el entorno que envuelve un partido de Champions League. Son tantas cosas alrededor de ésta, que en verdad no puedo explicar por qué otras Ligas no solo pueden copiar un modelo que ha probado ser el más exitoso.

Ni siquiera estamos cerca de la final (apenas estamos en octavos), pero los 16 equipos que llegaron a la segunda fase muestran una entrega y un nivel tan elevado que simplemente no podría ser superado en ninguna parte del mundo. Ninguna Liga, ni la Premier League o La Liga de España que considero las más competitivas, llegan a acercarse.

Mucho menos pensar que una Copa del Mundo llegara a esa altura, aunque las razones son diferentes y la carga de trabajo con la que llegan los jugadores hoy día es tan excesiva, que no les permite desarrollar el mismo grado de rendimiento.

Real Madrid, Barcelona, Manchester City, Juventus y Bayern Múnich se cuecen aparte. Entre éstos cinco equipos yo creo que quedará el campeón, aunque he de decir que Real Madrid y Barcelona siguen siendo amplios favoritos, por encima de italianos, alemanes e ingleses.

Los resultados registrados durante esta semana, para mi gusto, no revelan el verdadero nivel futbolístico que pueden tener entre uno y otro. Considero que Bayern no es diez goles mejor que el Arsenal, pese a la doble dosis, ni tampoco creo que el Barcelona es el más grande por voltear un marcador en contra por cuatro goles de diferencia, ni que el PSG es el peor equipo por regalar el encuentro de vuelta. Tampoco creo que el Nápoles sea tan inferior al Real Madrid, ni el Borussia tan superior al Benfica. Los marcadores pueden decir lo contrario, pero créanme estimados dos ávidos y entusiastas lectores, que no es así de simple.

Faltan cuatro partidos que se jugarán durante esta semana, en los que considero que avanzarán Atlético de Madrid y Sevilla por España, así como la Juventus de Italia y el Manchester City de Inglaterra. Si tienen oportunidad, obsérvenlos, disfrútenlos y regocíjense con el nivel de futbol que aquí se desarrolla. Pongan especial atención en la organización, así como en la educación y el comportamiento de la gente. Aprendamos algo.

A mí me genera mucha envidia saber que nunca, o por lo menos yo nunca, veré tal despliegue de organización en nuestra
fantástica Liga Mx. Mucho menos hablar del comportamiento de nuestros fabulosos dirigentes y peor de nuestros civilizados fanáticos. 

Twitter: @AzconaMilenio