En la Pelota

Características del pitcher abridor, del relevista largo y del cerrador

 “Si todos los días fueran de fiesta, ir a divertirnos sería más fastidioso de lo que ahora es ir a trabajar”… William Shakespeare.-

 

* * *

 

Hoy es día del correo, como todos los miércoles.

 

Edgar Pérez C. de Cartago, Costa Rica, pregunta: “¿Qué características son necesarias para ser abridor, relevista largo o cerrador?”.

Amigo Edyo: Para firmar a un joven lanzador le exigen simplemente que tire fuerte y tenga control. Ahora, en las academias y en las menores, preparan como cerradores a quienes pueden lanzar todos los días, aún cuando sea un inning, y hasta con un solo tipo lanzamiento, pero exhibiendo el mejor de los controles. El relevista intermedio debe poseer el físico para el trabajo diario o casi diario, capaz de tirar tres o más innings por aparición. El abridor lanza cada cuatro días, lo ideal es que permanezca seis o siete innings en la acción, y necesita tres o más lanzamientos, mejor si uno de esos no es de los más conocidos, además, como todo pitcher, debe ser controlado. Ahora la misión del lanzador, sea de la especialidad que sea, es hacer outs seguidos. Control no es solo tirar strikes, sino poner los lanzamientos donde se necesitan.

 

Julián Cervantes M. de Guasave, pregunta: “¿Es correcto que los umpires hayan cantado outs a dos corredores que salieron de primera y segunda base y llegaron safe a segunda y tercera, después de una sentencia de infield fly, cuando se le cayó la pelota al infield? Alegaron los umpires que debían repisar”.

Amigo Yayán: La regla 2:28 establece que esos corredores están sometido a reglas similares a las de cualquier fly. Es decir, obligados a repisar si capturan la pelota, pero en este caso no, porque la bola cayó.

 

José Gómez, de Banning, California, pregunta: “¿Es mala suerte de algunos lanzadores como Clayton Kershaw y Dave Price, o es que son pitchers solo de temporada regular?”.

Amigo Cheché: No es mala suerte. Pero en postemporada son más notables las derrotas, igual que las victorias. Kershaw y Price son enormes lanzadores. Si no los quieres en tu equipo, me los dejas para el mío. Para mí, todo ganador en temporada tiene con qué serlo en la postemporada.

 

Federico A. Ramírez M. de Anare, pregunta: “¿En cuál lugar colocas la hazaña del staff de pitcheo de los Orioles en la Serie Mundial de 1966, cuando barrieron en cuatro juegos a los Dodgers?”.

Amigo Ñico: No creo razonable “colocar” Series Mundiales en algún lugar. Pero sí te recuerdo que los dos equipos del caso son siempre los de mejor actuación durante 162 juegos más dos playoffs. Por eso, puedes esperar la mejor de las sorpresas, especialmente de rosters juveniles, como era ese de los Orioles 66’.

 

* * *

Gracias a la vida que me ha dado tanto, incluso un lector como tú.

 

jbeisbol5@aol.com 

twitter:@juanvene5