Juan Manuel Rotter

A, B, C del Alto Rendimiento

Arranca el año olímpico y con él las ilusiones de miles de atletas que quieren ser parte de la fiesta deportiva más importante en el mundo y que se lleva a cabo cada cuatro años, durante estos meses previos a los Juegos de Río de Janeiro, se cerrarán los procesos de selección en cada federación internacional y en los respectivos países, en donde quedarán definidos los más de 10 mil deportistas que serán reconocidos como atletas olímpicos, muchos de ellos que ya han tenido la experiencia previa en más de una ocasión. El entrenamiento de toda la vida y que se profundiza en el ciclo olímpico, los cuatro años previos a la realización del evento, reflejarán el resultado, con pocas, pero sin duda algunas sorpresas, siendo en estos últimos meses, donde se empezarán a destacar los potenciales medallistas, sumando por supuesto lo realizado en el pasado, sobre todo en el último año.

Básico y fundamental resultará el apoyo en esta última etapa por parte de las autoridades hacia los atletas nacionales que ya tienen su lugar o para quienes tienen amplias posibilidades de ser seleccionados, pues para los entrenadores, la etapa final es la puesta a punto y el trabajo fino, en donde concentrarse, conseguir el nivel competitivo y estar en la mejor forma física, serán las claves para conseguir el mejor resultado posible durante los Juegos Olímpicos y no antes, ni después, como en ocasiones ocurre, en especial en los deportes de tiempo y marca, como la natación y el atletismo. Aún y cuando sea complicado ubicarse entre los medallistas o finalistas, la aspiración de todo atleta debe ser alcanzar su mejor nivel durante los Juegos y con ello ubicarse en la mejor posición posible, de ahí, reitero, el apoyo de las federaciones es muy importante.

Con un breve sondeo en redes sociales sobre la potencial actuación de México en Juegos Olímpicos, ciertamente hay poca confianza en que se repetirá o mejorará la actuación de nuestro país en Londres 2012, de siete o más medallas, la mayoría manifestó que estaríamos entre tres y cinco, y pocos consideraron que habrá una mala actuación, con una o dos como máximo. Considerando los resultados previos en campeonatos mundiales y eventos continentales, pienso que serán más de cinco, siendo clavados el deporte con más posibilidades, espero equivocarme hacia arriba y no hacia abajo. ¿Ustedes qué piensan?

Facebook: rotterjm
twitter@jmrotter