Reseña

…el éxito lo llevó al fracaso…

Tratando de entenderle a los 20 años de torneos cortos, centraré este comentario en la figura del entrenador Miguel Herrera para volver a aprender. Sus buenas relaciones y sus modos diferentes, lo llevaron a dirigir al América, ahí lo hicieron campeón, y ante las angustias de los millonarios, fue el menos virtuoso pero el indicado para ir al mundial de Brasil.

Eran más importantes sus gestos y caras, que su inteligencia estratégica. Fue exitoso al lado de ciegos, cojos, mancos e ignorantes.

La vanidad fue su mejor virtud, la cual lo llevó al fracaso.El “Profe” Cruz fue campeón, igual que los “mediáticos” Matosas y Mohamed. ¿Qué indica eso? Si Meza y el “Travieso” Guzmán fueron campeones, por qué no el “Piojo”. Si le seguimos en la lista de los listos, Vucetich debe ser recordado (no como el gran convertidor) sino como el de la fortuna a su favor.

La personalidad exitosa de Herrera (más su hija) lo llevaron al fracaso. Hoy con Tijuana equivocó el rumbo porque desechó la idea del descenso por desconocedor, pero se metió en ese túnel incómodo sin darse cuenta.

El éxito mal administrado conduce a muchos, al fracaso; es el caso del “Piojo”. Otro claro ejemplo es Ferretti porque sus decisiones muy por encima de la institución que le paga, hacen que le atine a una de cada 5 eventos. Los extranjeros de sobra, llevarán al fracaso al futbol mexicano, no al que compite para acudir a un mundial, a ése no, porque nuestra zona geográfica, seguirá siendo pobre, casi hasta por naturaleza.

Urge el momento de no tener más Crosas, Diegos González y Maranhaos (lista extensa) entre nosotros.Regresando con el “Güero”; mucha culpa de su fracaso la tiene un amplio sector de la prensa nacional para quienes mientras estaba dirigiendo al América, era dios.

Léase, cuando estuvo cerca de ellos, con muy buenos jugadores cobijando al entrenador, como siempre sucede en cualquier lugar del mundo, cerca de un centralismo pernicioso, pero al aislarse a la frontera, las virtudes de Herrera se hicieron del tamaño de un “Piojo”.

¿Se palpa la diferencia? El éxito de México en la Copa América, en la fase de grupos, sucederá. Favor de tampoco equivocarse con Osorio.