Reseña

Todos desean ganarle al Campeón

Bienvenido el torneo Apertura 2015. Mucho prefiero eso que ver la ignominia e infamia de la Copa Oro. Inicia otro tipo de reto y de oportunidad para el Club Santos que se viste de gala. Por enunciado natural de la vida, los otros 17 equipos, en donde sea y como resulte, desearán ganarle al Campeón. La adrenalina extra brotará de manera diferente en cada rival. Si los “4 grandes”, los dos regios y los otros dos de Jalisco, están enterados, Santos tiene el último trofeo y ya suma cinco. Con eso basta para intentar vencerlo.


Lo que el Club Santos se proponga y manifieste para este segundo semestre del año, es comprensible. La empresa es de ellos, y muy su afán. Lo que no se podrá admitir es que en el “escondite tenue” de respetar procesos y de agradar al aficionado, no se busque una mejora concreta, como es obtener 30 puntos, los cuales, hace tres torneos no se logran. Nada se contrapone al momento de jugar y administrar.


El aficionado desea que su equipo, que por sorpresa accedió al campeonato, vuelva a sorprender en las 17 fechas del torneo. ¿Será mucho pedir? Tal parece que no porque aunque los sucesos del pasado mes de mayo fueron sorprendentes, el gusto de ser exitoso, genera sana envidia en los demás y provocarán reacciones en buena lid, contra el campeón. Se supone que todos se preparan para algo sublime. En el continuo hacer semanal, ganarle al campeón será una experiencia diferente. Santos deberá estar alerta a esto.


Veremos quién destaca. Si América tiene con qué, si Tigres ya es el campeón, si Monterrey por estrenar estadio merece ser venerado, si a Toluca le corresponde reaparecer con bríos, si es el nuevo turno de Pumas, si Chivas puede con otro peso, si Atlas presumirá algo, si Morelia se levantará, si Puebla todavía existe, si Cruz Azul sumará otro fracaso, si Pachuca hace ruido, si Tijuana se conmueve, si Dorados sorprende, si Veracruz es el mismo, si Querétaro aparece, si Chiapas le hace caso a Lavolpe, si León levanta la mano. Todos (no tengo duda) querrán ganarle al campeón.