Reseña

Santos debe y puede ganarle al América

No es presagio, ni tendencia. Tampoco es pronóstico, y menos pretende ser apuesta. Aquí no cabe la especulación. La apreciación está en duda y la proyección no intenta asomarse. El momento futbolístico de Santos muestra que tiene la capacidad y el deber de vencer al América, mañana.

Aun importando mucho que se jugará en la capital del país, con la altura que no es mito, los amarillos desbielados, asustan a su dueño y a sus jilgueros; pero a nada más a ellos. Ambos planteles ya exhibieron sus virtudes y también sus grandes defectos.Matosas ya es más galán que pensante de futbol. Gustavo está más ocupado y preocupado por su figura excéntrica que por tratar de mejorar a sus dirigidos.

Se ha propuesto, sin declararlo, parecerse a Mohamed, pero ambos extranjeros de migaja, se afanan más por exhibir sus penurias espirituales que por ser eficientes en resultados.

Todo equipo funciona bien, gracias al plantel, y éste debe ser dirigido por quien no estorbe.Santos está obligado a ganar para recuperar sus puntos perdidos en otras fechas. Este asunto no es retroactivo.

Es cuestión de conciencia, un poco de mayor aplicación y de contar con imponderables a favor. Según las actuaciones del América en el actual torneo, debió haber perdido contra León, Morelia y Pumas, de donde obtuvo 7 puntos. Esas unidades no despreciadas deben ser adquiridas por otro equipo, sólo por justicia de la vida. Le corresponde a Santos cobrar esa factura que pareciera incobrable.