Reseña

Respuestas a las 10 preguntas

Una empresa, a través de su entrenador, lanzó 10 preguntas que aquí se responden. Pregunta 1.- ¿Vivimos en un mundo global? Respuesta: Hace 70 años, existen extranjeros en el futbol mexicano. Pregunta 2.- ¿Hace 2 ó 3 meses, la solución para la Selección no pasaba por naturalizados? Respuesta: eso lo creían y lo siguen creyendo, presidentes de clubes ignorantes, entrenadores desubicados y mucha prensa nacional sin conciencia.
Pregunta 3.- ¿No existen precedentes de extranjeros en la Selección? Respuesta: Todos (excepto Sinha) han sido totalmente inútiles. Guille Franco es la muestra. Pregunta 4.- ¿Hoy por hoy, no es cuando más mexicanos hay en el extranjero? Respuesta: Tales mexicanos son de baja calidad. Ejemplos: Guardado y Chicharito. Pregunta 5.- ¿Los torneos cortos piden resultados inmediatos? Respuesta: A un gerente de banco, a un supervisor en cualquier empleo y a un albañil, les exigen siempre y en todos lados, resultados inmediatos.
Pregunta 6.- ¿Por qué razón la maduración del futbolista mexicano es tardía? Respuesta: Porque hay directivos desconocedores y entrenadores corruptos que ponen a competir al joven mexicano en desventaja con el extranjero. He aquí la razón básica del problema nacional. El forastero llega maduro, con edad y experiencia; al de fuerzas básicas, lo tienen relegado. Es culpa de las instituciones y entrenadores. Pregunta 7.- ¿Cuántos equipos tienen en su plantilla el 60% de jugadores formados en el club? Respuesta: La misma de la pregunta 6. El asunto es tema de corrupción no de pasaporte.
Pregunta 8.- ¿Cuántos equipos tienen una planificación estructurada en Fuerzas Básicas? Respuesta: Todos, pero le dan preferencia al extranjero por corrupción. El portugués, antier, prefirió al uruguayo Rodríguez en lugar de Ceballos. Pregunta 9.- ¿Existe sobrevaloración del mexicano? Respuesta: Por culpa de los directivos que les pagan de más. Pregunta 10.- Si no se consigue en el mercado interno; ¿Dónde lo buscas? Respuesta: Traer extranjeros, por corrupción, deja dinero; producir no.