Reseña

Razón y Cordura por encima del futbol

El nuevo error de Osorio lo ha hundido más. Su falla de “Sintaxis” no de ortografía, al usar indebidamente la palabra “sino” en vez de “si no” nos vuelve a demostrar que sus pretensiones ya rebasaron los límites permitidos.

La autoridad del futbol mexicano no se ha pronunciado, ha permanecido callada, solapando, sin darse cuenta que con tanto desplante, ahora hasta escrito, y mal escrito, sólo es humo que no muestra cordura ni razón.

Tan mal así están los dirigentes que no pueden llamarle la atención públicamente cuando bien merecido se lo tiene. ¿Acaso es intocable? ¿No saben reconocer sus culpas? Debemos estar inspirados en normas que generan calidad de vida: aconsejar el bien, eliminar el mal, interpretar los verdaderos intereses morales. Osorio no se ha comportado así. La ansiedad rebasa al entrenador y lo convierte en desubicado.

La virtud invita a desempeñar cualquier cargo con inteligencia, sagacidad y mesura. La razón y la cordura deben estar muy por encima de la metodología del futbol. Razón y Cordura no son dones de la naturaleza, sino que se adquieren cultivando las potencialidades del espíritu. Si no se tiene esto claro, no habrá madurez, ni mejora. El lector podrá darse cuenta que en este párrafo se ha usado la expresión “sino” y también la “si no”, las cuales Osorio confundió y erró.

Osorio ha demostrado ser culto pero no recto. Se ha manifestado conocedor de futbol pero incapaz de contener sus ímpetus que denotan su enorme pobreza interior. No es refinado de modales en los momentos apremiantes. ¿Esto vale para ser mejor entrenador y estratega? Que lo decida él y quienes lo contrataron sin pisotear lo que es más importante y está por encima del futbol.