Reseña

Institución, jugadores, cuerpo técnico, afición y prensa

Algo tenemos y debemos que hacer todos (cada uno) si queremos que Santos siga existiendo en los primeros planos. No es trabajo de uno solo. Nadie debe cruzarse de brazos porque a todos nos interesa el asunto. Las cinco partes que componen este ente existencial tan importante para la comunidad lagunera, deben actuar. 

Sin darnos cuenta se llegó al punto crítico. Aceptemos esto con humildad. Cada una de las 5 partes aquí expuestas tiene diferente grado de responsabilidad y distinto camino complejo para actuar en pro de la causa santista.

Obvio que el “tamaño” de injerencia de uno y de otro no es el mismo. La institución puede hacer reaccionar a la afición para alentar, si la sabe atraer, a pesar de la incómoda realidad.Los jugadores son los únicos responsables de ganar en el campo. Esa función no es transferible.

El cuerpo técnico debe ser apto para ordenar sus ideas y hacer mejorar a cada jugador. La prensa, sin dejar de pensar, cobra otro papel trascendente para insistir, presionar, alentar, volver a señalar, no ignorar, aplaudir, sin callar lo que palpe como posible mejora.

No se nos debe ir de las manos algo que se ha batallado tanto para tenerlo y conservarlo. No es sólo función de la institución; es conciencia de todos y aporte significativo de cada una de las partes.

Los éxitos nos unieron; los fracasos también deben ser útiles para unificar esfuerzos. Atraer a todos es la consigna de cada uno. Atraer a cada uno es la consigna de todos.