Reseña

Atlas, el mejor sinodal

No es usual que en determinada jornada se enfrenten el equipo ubicado en el lugar 3 y en el 4. Eso, hoy le corresponde a Atlas y Santos. Sólo por eso, el compromiso tiene su adrenalina especial. Si la historia romántica del club lagunero nos indica que suele irle bien cuando visita los Rojinegros, es otra ocasión más, como oportunidad de vida, para volver a ratificar tal vigencia. Los distintos documentos que usamos requieren de actualización; es otro momento de verdad.Los 3 goles de Rentería en Ciudad Victoria más su excelsa jugada contra Toluca, aunque sea todo ello de un solo jugador, podrá volver a contagiar a los demás. Ganar tres partidos seguidos (siendo dos de ellos de visita en la misma ciudad) no es fácil. Por eso el nuevo momento de verdad es mañana en la noche. Si pretendemos conocer con seriedad de qué está hecho el actual Santos, la medida se tiene a la mano; Atlas es el mejor sinodal hoy. Hay cierta lógica que podemos contemplar; de inicio no deberá estar Calderón en el campo. El sentido común muestra esa tendencia, ya como afán, pero las decisiones dentro de un contexto ordenado, no se han dado como punto neurálgico. Lo medular es jugar mejor, si se puede, ganar, aunque el futbol ofrece novedades y adversidades con suma facilidad. Lo que mañana en la noche aparezca, no es conocido, pudiera estar contemplado, pero plantea un diseño digno de prever: Atlas tiene capacidades, y Santos exhibe claras virtudes.Nos deberá agradar el juego, no sólo a los interesados en ambos equipos, sino al país entero porque el momento de negros y verdes, es gratificante y saben contagiar. Revolverle, apasionar la contienda, destinar conceptos pensando en el posible resultado, debe partir de una base: ganar 3 partidos seguidos es sinónimo de grandeza distinta. Y Santos tiene a su alcance precisamente esa meritoria oportunidad. A partir de este crucial encuentro, percibiremos con mayor claridad una nueva verdad.