Reseña

¿ Alguien quiere preocuparse ?

Pregunto con ternura, con buena educación, de buena “onda”… ¿Alguien quiere preocuparse por el Santos? No se necesita ser adivino ni científico para entenderle al tema del posible descenso del Santos en algún año. Pero desde ahora, desde ya, se están poniendo los cimientos, y muy firmes, para que eso suceda algún día.

La buena voluntad de las aportaciones no está peleada con la ciencia.

De seguir así, desde Pedro y con Paco, Santos podrá descender.

Esto ya no requiere más explicación ni más pruebas. ¿Se capta la idea, la importancia y la trascendencia de la misma?No se trata de alarmas ni de amarillismo, tampoco es rencor ni odio a nadie.

Es aviso, advertencia, es prever. Y punto. A los indignados con el mensaje del posible descenso, les propongo que antes de hablar y ladrar, piensen, investiguen, saquen la calculadora, abran su mente borracha, sean mensajeros de la verdad, no sólo enemigos de quien aporta posibles realidades. Los adivinos no existen.

Existen los que estudian y calculan en base a conductas.¿Alguien ya desea preocuparse; o todavía necesita más pruebas para lanzar la alerta? De manera tardía, avisar el peligro, es muy cómodo.

Es muy fácil decir que Santos no va a descender algún día, porque como desciende 1 de 18, equivalente al 5%, entonces por “de faul” se le atina al 95%, y eso es enorme comodidad. Las habilidades de diagnóstico miran lejos.

La embriaguez junto con la ignorancia, apenas alcanzan a ver la punta de la panza. He ahí la diferencia.

Que nadie se asuste ya, porque han sido advertidos todos, y desde hace tiempo.Una cosa es mala vibra y mala voluntad, y otra muy distinta es apreciar con objetividad la conducta de los actuales jugadores en el campo para apreciar la verdad.

No hay otra forma de interpretar los hechos actuales. Tampoco es mala racha.

Este equipo, de seguir así (y no se le ve por dónde pueda mejorar) se meterá en más serios problemas del descenso. Los analfabetas gritarán y echarán sus campanas al vuelo, en señal de duelo, pero no tendrán la precaución de reconocer la numerología que futuro este Santos ya nos presenta.

¿Alguien está interesado en salvar al Santos de una catástrofe?