Cartas oceánicas

Cristiano, el país número 33

Costaba imaginar un Mundial sin Cristiano Ronaldo, costaba creerlo y costaba dinero, porque además de un futbolista arrasador, hoy el mejor del mundo, es un impactante fenómeno social. A Portugal se le iba a extrañar poco, pero a él no, Cristiano por sí solo es casi un país, tiene más seguidores en su cuenta de Facebook, 65 millones, que Portugal habitantes, 11 millones. Un dato que confirma la influencia del jugador en este planeta dividido entre sus fans y los de Messi. Ambos futbolistas muy lejos de cualquier otro, Ibrahimovic incluido que terminó aplaudiendo los cuatro goles y el liderazgo del portugués. Brasil 2014 tendrá entonces su duelo de cracks, un atractivo gratuito para aquellos que mientras avance el campeonato se vayan quedando sin equipo. Blatter estará contento, no faltará nadie, quizá Suecia, pero con ellos y Zlatan nunca sabemos qué esperar. Así que clasificada Francia, la única campeona en repechaje, el Mundial está completo. Los franceses que mandaron un equipo en huelga al 2010 con aquel tirano Domenech no aprenden, siguen instalados en la anarquía y una revolución inconclusa que al final ayudo a levantarlos. Así que también va Ribéry. El jugador de los tres títulos con el Bayern que se interponen entre Cristiano y el Balón de Oro. Pero una buena decisión de FIFA por cierto, aplaza las fechas para la elección del ganador hasta el 29 de noviembre. Las votaciones deberán tomar en cuenta el repechaje y vista la demostración de ayer, la de un jugador cargando a lomo limpio a su selección no tendría que existir ninguna duda, Ribéry podría ser el mejor del Bayern, pero no del mundo y Portugal, que no es favorita de nada, teniendo un futbolista de la categoría de Cristiano incluso lo parece.

josefgq@gmail.com