Radio Pasillo

2016: Los deseos del año que empezamos

Este asunto de los propósitos de año nuevo no me sientan bien porque a final de cuentas ni termina uno por cumplirlos y, quizá en algunos casos, ni te acuerdas cuales fueron esos propósitos para la segunda semana de enero.

Pero es claro que en la actividad que desempeñamos cotidianamente, la que sea, tenemos un rango de acción que nos invita a perfeccionar o mejorar nuestras actitudes, percepciones y pensamientos en el año que esta iniciando.

Soy un convencido que el año nuevo esta dictado por lo que aconteció en el año viejo, por lo que más que propósitos, son áreas de oportunidad para aplicar una mejora continúa (por más empresarial que se haya oído esta última frase).

En base a lo antes dicho (cursimente) deseo 5 cosas que a continuación escribo:

1.- Que el equipo Santos Laguna sume 30 puntos que permita poner al club entre los primeros cuatro sitios de la Liga Mx, lugares que no ocupa desde septiembre de 2014.

2.- El equipo Vaqueros Laguna tenga una temporada 2016 que le permitan avanzar al playoff de la Liga Mexicana de Béisbol sin necesidad de jugar el partido de comodín.

3.- El basquetbol profesional de la Comarca Lagunera tenga estabilidad organizacional, financiera y deportiva que le permita establecerse como un espectáculo primordial para nuestra sociedad y los aficionados al equipo Jefes Fuerza Lagunera.

4.- Que el deporte mexicano se sacuda a los federativos corruptos que lo han sumido en la profunda crisis que ha tendido en los últimos 30 años, no para ganar preseas, sino para tener un deporte de alto rendimiento competitivo, entre los 10 primeros lugares de deportes como tenis, atletismo, natación o basquetbol.

5.- Que nuestro país cuente con un programa efectivo de activación física para formar ciudadanos saludables, física y mentalmente, que nos permita trascender a nivel mundial. Una sociedad sin deporte recreativo no podrá aspirar a ser saludable.

Puede ser mucho o poco lo que deseo en el deporte local y nacional para 2016, pero estoy convencido de que es lo que requerimos como mínimo necesario para vivir mejor como individuos y sociedad.

¡Feliz Año Nuevo! ¡Sonó el silbatazo inicial! !Se canta el playball! ¡Patada de Kickoff! para el año 2016! como a usted mejor le parezca.