Radio Pasillo

Postemporada a la vista

Vaqueros Laguna tenía, hasta antes del juego de anoche frente a Delfines de Ciudad del Carmen, 12 triunfos en los últimos 13 juegos. El pasado fin de semana ganó una serie en Saltillo por primera vez en las últimas 20 visitas a los Saraperos, algo así como seis años.

En términos reales, Vaqueros necesita 10 triunfos en los últimos 29 partidos de la temporada regular para asegurar su lugar en el playoff  sin necesidad de transitar por el juego de comodín. Sólo en esta semana se esperan entre 4 y 5 victorias en los duelos frente a los dos equipos de Campeche, es decir, la postemporada está más cerca que nunca.

Y se siente en el ambiente entre los aficionados al béisbol, el entusiasmo por el cierre de campaña con aspiraciones de playoff. En la serie del pasado fin de semana vimos varios jerseys naranjas en la grada del estadio Francisco I. Madero de Saltillo y supimos de varias personas de la Comarca Lagunera que viajaron para apoyar a la novena naranja.Además, la comunidad empieza a pedir boletos o preguntar por las promociones para los juegos de está semana.

Los negocios de convivencia social instalados dentro del estadio Revolución tienen muchas reservaciones para los próximos cinco días, es decir, la maquinaria rumbo a la postemporada está en plena marcha.

Si la memoria no me falla, la última vez que un equipo de Laguna calificó al playoff de manera holgada en la zona norte, se debe remontar a 1994 con Unión Laguna. En aquel entonces, el sistema de competencia eran dos vueltas a puntos.

Laguna calificó en cuarto lugar y fue eliminado en primera ronda en cuatro juegos ante Sultanes.Vaqueros tiene en el bateo su mayor fortaleza en el cierre de temporada. El line up se estableció luego de mucho batallar. Rubén Sosa, Brian Hernández, René Reyes, Ricky Álvarez, Brad Snyder y Niko Vázquez son los primeros seis bateadores en el line up.

Los tres de abajo varían pero todos están contribuyendo: Humberto Cota, Francisco Esparragoza, José Manuel Orozco o Francisco Méndez.Claramente el problema está en el pitcheo, sobre todo el relevo, que por poco cuesta dos juegos en Saltillo cuando se ganaba por 5 carreras de ventaja.

Las cosas llegaron a tal grado que de plano el mánager Daniel Fernández llamó al relevo al abridor Jeremy Horst para trabajar una entrada, el pasado domingo en el juego 1.A Laguna le urgen dos relevistas intermedios más el preparador (lanzador de la octava entrada) y si me apuran un poco, hay que pensar en un cerrador por que Esmailin Caridad no ha tenido relevos de calidad en sus más recientes apariciones.La falta de relevo le va a costar a Vaqueros la próxima semana cuando visiten a dos equipos de nivel de Serie Final, Yucatán y Tigres. Pero el playoff nadie lo quita.