Radio Pasillo

¿Diego Alonso?

El entrenador de Pachuca es un nombre difícil de recordar. Estoy seguro que si hacemos una encuesta entre los aficionados futboleros de éste país, no más de un 10% se acordarán de él como director técnico de los Tuzos. 

Alonso no tiene los reflectores de Ignacio Ambriz o Matías Almeyda. No tiene la publicidad mediática de Tuca Ferreti o el Tony Mohamed. No tira el rollo mareador de Ricardo Antonio Lavolpe o toma la pose evangelizadora de Carlos Reinoso.

Tampoco escala la montaña para sacar resultados como tienen que hacerlo Pablo Marini o el Profe Cruz. No llegó con etiqueta del gran descubrimiento como Luis Zubeldía ni tiene el carácter explosivo del Piojo Herrera.

Al ser sudamericano uno supondría que su equipo está plagado de paisanos charrúas, y pues no, en el equipo hidalguense el único jugador uruguayo es Jonathan Urretaviscaya quien apenas ha jugado tres partidos como titular en el actual torneo.

El resto de los extranjeros son dos colombianos y dos argentinos.Lo siguiente que me sorprendió es que utiliza 7 jugadores mexicanos (sin naturalizados) en su alineación titular en cada uno de los 9 partidos del torneo clausura 2016, que para estos tiempos es todo un caso digno de resaltarse, con planteles como América que tienen hasta 12 elementos no nacidos en territorio nacional.

Pachuca es el segundo lugar del actual torneo con 18 puntos. Tiene la defensa que menos goles permite con 9 anotaciones y la segunda mejor ofensiva con 18 tantos.

¿Y que hace Diego Alonso? No sale con declaraciones explosivas, no se mete en debates inútiles de táctica o técnica, no reta reporteros, no se autoproclama como “El Mesías”, en pocas palabras sigue trabajando en el anonimato de su éxito.

Extraño caso es Alonso, en épocas en que la menor racha de resultados positivos es aprovechada para hacerse notar en los medios de comunicación o en las redes sociales para buscar el próximo contrato en un equipo de marketing.


¿USTED CREE?

La directiva de Chivas decidió dejar en libertad a Ángel Reyna, quien será recordado como la peor inversión en la historia del club; 16 millones de dólares que se fueron al bote de la basura, porque el jugador no quiso y el club no supo.


FE DE ERROR

En mi entrega anterior escribí que Rayados tenía una derrota en el actual torneo. El dato correcto es dos, ya que además de caer ante Pachuca también perdió con Cruz Azul 4-0.