El cuaderno de Jimena

Ya era hora

"Cumplió las expectativas" es lo que comenta afición y prensa, pero la realidad es que más allá de los últimos resultados en el clásico nacional, ya eran varios torneos en que el encuentro no generaba la expectativa requerida. ¿La razón? los jugadores no estaban a la altura, no daban espectáculo.

Pero este domingo los papeles cambiaron, América tuvo su peor desempeño del torneo y le bastó para ganar 2 por 1, mientras que a Chivas, como un karma del clásico en el apertura 2015, le toca caer en casa por el mismo marcador y a pesar de haber jugado sus mejores 90 minutos del 2016.

Sí, el Guadalajara fue el equipo que demostró el amor que le tiene a la camiseta, pero de nada sirvió si una vez más los errores defensivos le costaron el resultado. ¿El arbitraje fue decisivo? Sí, también, pero América supo aprovechar las oportunidades de un partido en donde quedó evidenciado que el plantel de los capitalinos es mejor que el de Chivas jugador a jugador.

Ya era hora de un clásico así, de espectáculo en cancha más allá del arbitraje, pero ya que entramos en tema ¿por qué la comisión de arbitraje decide poner una vez más a Fernando Guerrero? Mismo personaje que el torneo pasado en el Azteca ya había demostrado no estar a la altura. La queja seguirá siendo la misma si no aprenden de los errores.

Por otro lado, la actitud de no querer hablar con la prensa tras un partido de esta envergadura me parece infantil por parte del América. No correr el "riesgo" de decir algo imprudente tras la calentura del final del juego termina por ser una falta de respeto hacia los encargados de llevar la nota. Hace falta disciplina por parte de la Liga MX en este ámbito, previo al juego y después de él.