Juego de poeta

Boselli y Peralta, mejores que Valencia y Velázquez

Aunque no es regla, usualmente para ser campeón en México se necesita de un goleador de raza. Uno que se crezca en los grandes escenarios.

Los cuatro semifinalistas del Clausura 2014 presentan cuatro delanteros de probada capacidad: Pablo Velázquez, del Toluca (campeón goleador del Apertura 2013); Enner Valencia, del Pachuca (campeón goleador del Clausura 2014); Mauro Boselli, del León (campeón goleador de la Liguilla Apertura 2013) y Oribe Peralta, del Santos (campeón goleador de las Liguillas Bicentenario 2010 y Clausura 2012).

Boselli, Velázquez, Peralta y Valencia son cuatro temibles depredadores dentro del área. Peralta y Valencia juegan mejor fuera del área y dan la impresión que están hechos para lucir su velocidad y habilidad a campo abierto. Pero la cualidad más valiosa de un goleador a sale flote en los escenarios de mayor impacto. Y sólo dos de ellos ya demostraron por qué son mejores.

Pablo Velázquez acumula 20 goles en México, pero sólo ha marcado uno en tres eliminatorias, es decir, en juegos de Liguilla. Una cosecha pobre para quien fuera el mejor goleador de Liga el torneo pasado. Hasta ahora, debo decir que el paraguayo no es jugador de finales.

En contraparte está Boselli, quien acumula 6 goles en 8 juegos de Liguilla. Desde que llegó a México hace un año, el argentino ha anotado en todas las eliminatorias.

De Valencia apenas estamos conociendo su comportamiento en eliminatorias. Ante una defensa vulnerable como la de Pumas, la hizo pedazos en la Vuelta en CU, pero a mí no se me olvida que en la Ida desapareció y además falló un penal. 

Oribe Peralta es el más completo de todos, aunque paradójicamente no ha anotado en esta Liguilla. Desde que Oribe regresó a la Comarca en el Bicentenario 2010, se ha convertido en un jugador de finales. Registra 15 anotaciones en 25 juegos de fase final, lo que es igual a 13 eliminatorias.

Si bien para emitir un pronóstico habría que recoger todas las virtudes y defectos de todo un equipo, la tendencia de los atacantes de los cuatro semifinalistas indica que el León del 9 Boselli lleva ventaja sobre el Toluca del 9 Velázquez, mientras que en la otra llave el historial del Santos de Peralta tendría mayor peso que el desconocido Pachuca de Valencia.

Si yo tuviera un equipo en Liguilla elegiría a Boselli, y si me lo ganan, iría por Peralta. Aún no me arriesgaría con Valencia. Y si sólo me queda Velázquez, buscaría a otro… 

jaime.garza@multimedios.com