Vox Populi, Vox Dei

Un solo boleto para el cuarto partido…

Cada vez que inicia un Mundial, desde aquel celebrado en Estados Unidos 94, toda la afición mexicana a este deporte nos hacemos la ilusión de poder llegar al famoso quinto partido, tal y como lo intentamos y estuvimos siempre con buenas oportunidades de conseguir contra Bulgaria en el 94, Alemania en el 98, Estados Unidos en el 2002, Argentina en el 2006 y Argentina en el 2010.

Sin embargo, no se ha podido, y ahora nos toca participar en un grupo donde con toda seguridad solamente hay un solo boleto para pasar a la segunda ronda, es decir, al cuarto partido, ya que sin duda Brasil con su gran capacidad y en su calidad de local, amarrará para sí mismo sin problema alguno.

Por ello, el orden en la selección de jugadores en la lista final del Piojo tendrá que ser mucho más eficiente que nunca, pensando en seleccionar efectivamente a aquellos elementos que militan en Europa o en México, pero que sean realmente los que estén pasando por un excelente momento en su carrera y dejar a un lado los señalamientos con intereses de todo tipo de aquellos que dirigen el futbol nacional.

Asimismo, será muy importante buscar hacer partidos de preparación acordes a los objetivos que se pretenden. Es decir, conseguir encuentros con equipos africanos y europeos que se disputen fuera de México y de los Estados Unidos, de manera que realmente se puedan asemejar a lo que se vivirá en la Copa del Mundo. ¿Será esto posible? ¿Cambiarán los federativos el dinero de encuentros en California por la preparación correcta en Europa o África? En lo personal, no lo creo.

Por ello, ese carácter que despliega El Piojo en cada encuentro que disputa, deberá hacerlo valer con quienes se encarguen de amarrar dichos encuentros de preparación.

Es decir, es una chamba con un cálculo milimétrico donde no hay margen de error o de lo contrario vamos a regresar a la época de los ratones verdes que nos tocó vivir durante todo el 2013 con ElChepo y compañía, donde en todos los juegos que se disputaron, México salió total y absolutamente ninguneado por cada uno de los rivales que se tuvieron.

En fin, soñar no cuesta nada y creo que después de tanto mal resultado en este horripilante año que gracias a Dios ya está terminando, pensemos en que el colorado Herrera hará bien su trabajo y buscará llevar a los nuestros como una máquina muy bien aceitada, de manera que sean capaces de conseguir… el único boleto para el cuarto partido.

LA VOZ DEL PUEBLO ES LA VOZ DE DIOS. ¡YA DIJE!