Desde el vestidor

El árbitro Paul Delgadillo, fuera

El silbante tapatío Paul Enrique Delgadillo Haro tendrá que frenar la poca actividad que sumaba en el actual Clausura 2017, al sufrir un desgarre al finalizar las pruebas físicas de la Comisión de Árbitros, el pasado martes en Ciudad Universitaria, en el estadio Roberto Tapatío Méndez.

Por la mañana del jueves, circuló la versión de que el también central de 42 años y uno de los 14 nazarenos mexicanos con gafete FIFA, no habría superado los exámenes por un problema de sobrepeso, pero más tarde, indagando en las entrañas de la Comisión, se nos informó que sí aprobó y casi para terminar las pruebas se lesionó.

Delgadillo Haro, quien apenas había dirigido en tres partidos del certamen, verá cortada su actividad, ya que en el quinto sprint que exigen los tres exámenes, y luego de cumplir con los tiempos marcados, sintió un tirón, situación que lo obligó a parar.

De acuerdo con los reportes médicos que le hicieron, para su fortuna no tiene ruptura de fibras y solo resultó con un desgarro de la aponeurosis del musculo isquiotibial, y se estima que estará en recuperación de dos a tres semanas, situación que lo tendrá al margen de las designaciones de la Liga Mx.

Paul, quien de acuerdo con las fuentes consultadas, está en su peso ideal, tuvo actividad de la fecha 3 a la 5 como central: en el Puebla-Querétaro, Tijuana-Cruz Azul y Veracruz-Jaguares, y como cuarto oficial en el Pachuca-Jaguares, en todo ese lapso mostró 11 tarjetas, 10 amarillas y una roja.

Delgadillo Haro, quien es conocido entre el gremio arbitral como El Abuelo, deberá tener mucho cuidado con su recuperación y así no hacerle honores al sobrenombre que le pusieron sus colegas, para que lo podamos ver de regreso sin problemas físicos.

PEQUEÑOS DETALLES…

Son los que falta para cerrar la contratación de Rodolfo Sibrián como el nuevo encargado del área técnica de la Comisión de Árbitros, misma que encabeza Héctor González Iñárritu, el tema está en estos momentos en manos de las autoridades de la FIFA, debido a que el salvadoreño es instructor del órgano rector del futbol del orbe y tiene contrato vigente.

De hecho, mañana Sibrián estará viajando a Portugal para acudir al curso Ellegarden de FIFA, y a su regreso se espera que ya pueda cerrar su incorporación a la Federación Mexicana de Futbol y suplir el lugar que ocupo hasta enero pasado el doctor Edgardo Codesal.

UN TIPO FRONTAL…

Ése es el argentino Ricardo Caruso Lombardi, quien también está marcado por los escándalos y por haber salvado a varios equipos del descenso en la Liga pampera, y es a quien supuestamente buscó la directiva de Monarcas Morelia para evitar la caída al Ascenso Mx del cuadro purépecha.

El enfocar sus intereses al cono sur del continente habría sido motivado por la negativa de varios candidatos del mercado nacional, como Luis Fernando Tena, entre otros, porque les pareció un riesgo a sus trayectorias agarrar por los próximos 14 compromisos, 12 de Liga y dos de Copa Mx, a un equipo que parece sentenciado al infierno.

Desde 1993, Caruso Lombardi ha dirigido a 23 equipos y es reconocido por salvar del descenso a Argentinos Juniors en 2007 y 2013, Newell’s Old Boys en 2008, Racing en 2009, San Lorenzo de Almagro en 2012, Quilmes en 2014 y Sarmiento de Junín en 2016. También ascendió a Sportivo Italiano en 1996 y a Tigre en 2005. Es temperamental y frontal, son conocidos en Argentina sus constantes pleitos, desde jugadores que estuvieron bajos sus órdenes hasta los rivales; es decir, una bomba de tiempo para la urgente e imperiosa necesidad que tienen los michoacanos. 

twitter@Paco_Arredondo_