Desde el vestidor

Osorio se reencontró en su tierra

Hace poco más de un mes, tras la humillante derrota de la selección 7-0 ante Chile, en la Copa América Centenario, el técnico Juan Carlos Osorio sí contempló la posibilidad de dar un paso al costado, pero su intención se diluyó tras reunirse con autoridades de la Federación Mexicana de Futbol, precisamente en casa de Decio de María Serrano.

Luego de esa junta y recibir su ratificación como responsable del Tricolor, el estratega cafetalero buscó una respuesta a lo vivido en el certamen continental, para ello, se fue por un tiempo considerable a su tierra. Ahí Osorio se reunió con amigos que ha hecho vía el futbol, y tras largas caminatas y charlas, fue curando las heridas emocionales que le provocó la vergonzosa derrota ante los andinos, y cuando creyó que era el momento, dejó su autoexilio.

Don Juan Carlos es un personaje diferente y hasta extraño, respecto al modelo que ha tenido cada uno de los estrategas de la selección, y quizá sus costumbres o métodos a muchos, excepto la FMF, les resulten débiles y de poca credibilidad.

Ya tuvo el tiempo para meditar y recapacitar sobre la nula capacidad de reacción que manifestó en el duelo ante los andinos, y quizá esas pláticas con su consejeros colombianos le doten de todo tipo habilidades, más allá de la teóricas que suele mostrar en las conferencias de prensa, para que no tenga que preparar sus maletas para regresar a casa, sino para alistar su viaje a tierras rusas.

TODO EN  SANTA PAZ

Esa es la percepción que nos llevamos en los últimos días en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, y no nos referimos a las marchas de la CNTE, sino a lo que se vive al interior de Jaguares, porque luego del pasado reciente ente adeudos pendientes o grillas, todo indica que los cambios que hizo la directiva han arrojado resultados positivos fuera de la cancha. Aunque el arranque del cuadro —ahora en manos de José Saturnino Cardozo— los tiene en el lugar 12 de la general, con un triunfo y dos derrotas en la Liga Mx, las cosas al menos desde el plano directivo, van por el camino de paz y cordialidad, que se  han dado a la tarea, no solo de estar al día en sus obligaciones de pago, sino que han adelantado un mes a sus jugadores.

Este tipo de situaciones desde luego que pueden ayudar mucho en el crecimiento del equipo en el actual certamen, desde luego que también para que el proyecto de Pepe Cardozo, Fernando Huerta y Aníbal Ruiz logre dejar una huella en la selva, el tiempo que deba permanecer en el sureste, porque está fuerte el rumor de que en junio de 2017 se mudarían.

LOS MOTOTAXISTAS…

En Chiapas hicieron un buen negocio y lograron sacar la cuenta de varios días, el pasado lunes cuando desde el mismísimo infierno llegó el equipo de los Diablos Rojos del Toluca, a quienes se les aparecieron los bloqueos de la CNTE y no les permitieron llegar en autobús al aeropuerto.

Luego de rodear y explorar lo diversos pueblos en su camino desde Tuxtla, llegaron a una comunidad de nombre Francisco Sarabia, donde los directivos del equipo trataron de negociar con los manifestantes para que los dejaran pasar, pero se toparon con un rotundo “no”, y tuvieron que buscar alternativas.

Y fue que unos kilómetros atrás, estaba el sitio de los mototaxistas de Sarabia, quienes conocedores de los atajos, se ofrecieron a llevar a jugadores, cuerpo técnico y staff de los mexiquenses, pero obviamente el precio se tenía que pagar.

Y cuando normalmente un viaje de esa zona al aeropuerto tiene un costo de 6 a 7 pesos por pasajero y en cada mototaxi caben tres pasajeros, pues en esta ocasión se subieron de 5 a 6, incrementando el precio hasta 400 pesos por transporte.

Se estima que los Diablos alquilaron ente ocho y 10 mototaxis, quienes así lograron mitigar las penas y pérdidas que generaron a su trabajo los bloqueos de la CNTE en esta zona del estado de Chiapas. 

twitter@Paco_Arredondo_