Llamen a los vecinos

Designacion de estrellas

Este martes por la tarde se dan a conocer los peloteros que tomarán parte la semana entrante en San Diego en la edición 87 del Juego de Estrellas de Grandes Ligas. Destaca en el corte más reciente de la votación, que los Cachorros podrían convertirse en el segundo equipo en la historia cuyo infield completo es designado para abrir el encuentro, por conducto del primera base Anthony Rizzo, el intermediarista Ben Zobrist, el parador en corto Addison Russell y el antesalista Kris Bryant.

El único antecedente anterior ocurrió con San Luis en 1963, con Bill White, Julián Javier, Dick Groat y Ken Boyer. En total, Chicago podría tener a cinco titulares, al sumarse el jardinero Dexter Fowler.

Pese a perder en 10 de sus últimos 15 encuentros, los Cachorros se mantienen como el mejor conjunto de las Mayores al llegar a la mitad de la campaña con marca de 52-30. Y es en este momento cuando se pueden empezar a tomar en serio los standings, que han visto cómo el otro equipo de Chicago, los Medias Blancas, tuvieron un inicio espectacular, colocándose al frente de la Liga Americana, solo para desplomarse en caída libre en las semanas recientes.

Por primera vez desde el surgimiento de la era divisional en 1969, todos los punteros tenían ventaja de cinco juegos o más a la conclusión de junio: Orioles, Indios y Rangers en la Americana; Nacionales, Cachorros y Gigantes en la Nacional. A destacar que de los seis, solo Texas y Chicago calificaron a playoffs el año pasado.

La gran revelación hasta el momento es Cleveland, que no gana su sector desde el 2007, y que desde entonces solo ha avanzado una vez a playoffs, como comodín en el 2013. Quizás contagiado por el título de los Cavaliers de la NBA, los Indios acumularon 14 victorias en línea, la mejor de la campaña, misma que se cortó el sábado ante Toronto. Durante ese periodo, Cleveland dominó prácticamente en todas las categorías de pitcheo y ofensiva.

Pero volviendo al Juego de Estrellas, la única posibilidad real de tener a un representante mexicano es a través del sonorense Marco Estrada de los Azulejos, con marca de 5-3, 2.93 de efectividad, y que estableciera el record de Grandes Ligas con 12 juegos en línea con al menos seis entradas y cinco ó menos imparables. La racha terminó el sábado frente a los Indios, cuando sintió molestias en la espalda baja, que lo limitaron a cinco innings. Le aplicaron cortisona, pero debe lanzar como está programado el miércoles frente a Kansas City. 

enrique.burak@milenio.com

twitter@EnriqueBurak