Correr para crecer

Mantener el paso

“Correr me ayuda a dormir
y me mantiene disciplinado”

George W. Bush
Ex presidente de EU

Cuando me inscribo para correr un maratón, lo hago con tres objetivos en mente: cruzar la meta, hacerlo en perfecta salud y lograrlo en el menor tiempo posible.

En mi primer maratón el tiempo no fue un factor a cuidar, el objetivo era cruzar la meta sano y salvo, con el paso de los años, el tiempo se convirtió en el rival a vencer, que me inserta en un ciclo positivo, donde compito contra el cronómetro, registrando victorias y derrotas, siempre con posibilidad de revancha.

Para romper una meta de tiempo, además de una dieta adecuada, descanso suficiente y un entrenamiento físico y mental serio, se requiere una estrategia de carrera bien planeada.

El elemento central de esa estrategia es el paso al que correremos cada kilómetro, que a la postre nos permitirá o no, cruzar la meta por debajo del tiempo objetivo.

Mantener el paso no es sencillo. Un arranque demasiado rápido merma nuestro desempeño al final de la prueba; un arranque lento nos hace perder segundos y minutos imposibles de recuperar, si a esto agregamos una ruta compuesta por subidas y bajadas que modifican constantemente nuestra velocidad, el reto de conservar el ritmo se complica.

Para lograrlo, en prácticamente todos los maratones existen corredores experimentados llamados pacers o rabbits, que corren a determinado ritmo durante todo el maratón, se trata de mujeres y hombres que se encargan de ayudar a cientos de participantes a lograr sus metas de tiempo, guiándolos a una velocidad constante.

Los puedes identificar fácilmente porque portan un banderín con el tiempo en el que estiman llegar a la meta, detrás de ellos verás un grupo de mujeres y hombres ilusionados, que trabajan en equipo, apoyándose unos a otros para lograr su objetivo.

Si estás buscando romper una marca personal, te sugiero que pruebes unirte a uno de ellos, estoy seguro que será de gran utilidad; una vez que conquistes la meta, no olvides agradecerle el esfuerzo que realizó para tu triunfo.

Abastecimiento: Escuchando el espacio radiofónico de Ciro Gómez Leyva conocí la historia de Romina, una pequeña que requiere ayuda, si tienes la posibilidad de apoyarla, escribe en tu buscador de internet la frase ‘Un milagro para Romina’ y encontrarás cómo hacerlo. 

Twitter@DavidLeonRomero