El Semáforo

El Semáforo

Los equipos participantes en la Copa Oro tendrán que viajar más que jugar futbol. Son 13 sedes. Para que la selección mexicana juegue 270 minutos tendrán que recorrer 9,083 kilómetros, viajar 11 horas 42 minutos, tomar tres vuelos en seis días para poder disputar sus tres primeros partidos en Chicago, Phoenix y Charlotte; más lo que se acumule en las siguientes rondas. Definitivamente el negocio carece de lógica y mata el deporte.

Tigres le adelanta su agosto a los clubes. Compró por comprar a Jürgen Damm, Ikechukwu Uche, Andre-Pierre Gignac, Javier Aquino, las bombas del verano fueron de los felinos. Todo esto para reforzarse de cara a las semifinales de la Copa Libertadores, los dos partidos más caros seguramente en la historia de la institución. Ojalá estos jugadores sean explotados al máximo por el Tuca Ferretti y no se queden tan solo en promesas.

A pesar de que no lo logró fue impresionante lo que hizo Max Scherzer, quien desafortunadamente se quedó a un strike del vigésimo segundo juego perfecto en la historia de Grandes Ligas desde 1900. El jugador de los Nacionales ha retirado a 54 de 57 bateadores en sus dos últimas aperturas con un total de 26 ponches y un hit. Esperemos que falte poco para aplaudir otro juego perfecto.

twitter@danielacohenm