A lo warrior

Chivas mata a la selección mexicana

Sí, mata procesos y rompe las ilusiones de sus propios jugadores. Qué penoso que Chivas crea que tiene derecho de no prestar a nadie. Vergara no hace más que arrebatar el sueño a elementos como Orbelín o López -por citar dos ejemplos- de construir un camino con la mayor.

Guadalajara ha puesto en jaque a los altos mandos amenazando con ya no ceder jugadores para partidos que no sean Fecha FIFA. Cansados de parecer equipo caritativo, argumentan tener demasiados problemas con temas de porcentaje, lesionados y llamados a selecciones menores.

Señores, estar inmiscuidos en temas de descenso no es culpa de nadie, sólo de Chivas. Además, tienen a Dorados como su mejor aliado para no ahogarse.

Me extraña que Vergara, un visionario de los jugosos negocios, no entienda que si al día de hoy uno de sus jugadores novatos vale 10 pesos, mañana podría valer 100 si las convocatorias a selección son constantes, si a través de ellas acapara reflectores y si con cuatro o cinco juegos internacionales, visores a nivel mundial puedan considerarlo.

Cisneros, Dedos López, Pineda, han demostrado un nivel importante. ¿Qué necesitan? Proyección. Darse a conocer. Perdónenme, pero enfrentando a Jaguares no van a ganar más roce ni se ubicarán en esa plataforma tan necesaria para el crecimiento personal y el mismo enriquecimiento del propio club cuando llegue una tentadora oferta.

Chivas ha sentado un peligroso precedente. El día de mañana cualquier club -así juegue con nueve no nacidos en México- podrá decir que no prestará jugadores porque los únicos dos que tiene son clave.

Chivas, el más mexicano de los clubes, es el que más da la espalda a la propia selección mexicana. Vaya incongruencia. Chivas pone en aprietos a Osorio teniendo éste que postergar el anuncio de sus convocados hasta hoy jueves.

Y pensar que no hace mucho Vergara declaró que desea que su equipo sea la base de la selección para Rusia.


carlosguerrerogallegos@gmail.com
Twitter@CARLOSLGUERRERO