Así lo vivimos

“El más grande de México”

Es inútil regresar a la discusión y ni los títulos alcanzan para romper con esa arraigada idea de los “cuatro grandes”, pero lo de anoche sienta un precedente importante.

El uno y dos del torneo se enfrentaron en una buena Final, que no decepcionó en 180 minutos y hasta se antojaba para los tiempos extra de los que nos privó Avilés Hurtado.

Más allá de lo que hicieron en la cancha, donde Tigres mereció ser campeón, hay un trabajo claro en el discurso de todos los jugadores. Algunos como André-Pierre Gignac y Javier Aquino repitieron constantemente en las entrevistas post-partido: “somos el más grande de México”, y hoy los cuatro títulos desde el 2011 los respaldan.

En todos los torneos aparecen como favoritos, están en las finales de Concacaf y también lo hicieron en Libertadores, es cierto que han fallado en varias finales, pero Ricardo Ferretti entiende perfectamente en qué momento el equipo debe estar a su cien por ciento y todavía tiene cuerda para rato. Esta plantilla puede perder a piezas clave como Guido Pizarro y seguir compitiendo.

El mensaje de la directiva y jugadores también hizo eco entre los aficionados, fueron efusivos, pero no faltaron al respeto, siempre reconocieron la gran temporada que hizo Rayados y en su mayoría evitaron las respuestas provocadoras y se limitaron a destacar a la mejor afición de México.

El desfile este lunes seguramente será una muestra, imposible negar que el fenómeno de los abonos, del Pago Por Evento, del éxito en la venta de camisetas no se entendería sin la otra parte, sin el vecino. Se vivió con pasión, pero con saldo blanco.

Si la grandeza se mide por los títulos, la vitrina ya tiene seis copas, cuatro en torneos cortos, los mismos que América y Pumas desde que la Liga tiene ese formato, uno más que Chivas y tres más que Cruz Azul. 

carlos.contreras@milenio.com
twitter@CCLegaspi