Así lo vivimos

Los años “difíciles” de Guillermo Ochoa

El gran secreto del canal de televisión NFL Network, que mantiene a la gente consumiendo contenidos de futbol americano durante los siete meses que no hay temporada, es que los conductores y periodistas conducen y reportean, opinan poco.

Los que lo hacen son aquellos que saben lo que es ser parte de un equipo profesional, jugar el Super Bowl o ser parte del Salón de la Fama como Deion Sanders, Michael Irvin, Marshall Faulk, Kurt Warner o Warren Sapp.

Las coberturas mundialistas de la televisión mexicana no adolecen de eso, ESPN, Fox Sports, TDN y Tv Azteca invierten para contar con gente que sepa de lo que habla a la hora del análisis. Pero es de llamar la atención lo que sucedió en la transmisión de Televisa, que también tiene a gente que sabe de Mundiales (sobre todo con el Tricolor), durante el partido de México ante Brasil.

Javier Aguirre, el técnico con la carrera internacional más exitosa en la historia de México, se enlazó con Guillermo Ochoa; lo reconoció por “sus años difíciles” y lo felicitó por el compañerismo que demostró cuando decidió mandarlo a la banca hace 4 años.

El Vasco dejó ir el momento de ofrecer una disculpa, extraña, porque siempre ha sido franco y no tiene pelos en la lengua, era la hora de reconocer que no creyó en un proyecto, que fue el obstáculo para que, el hoy arquero titular de la selección, no fuera una sorpresa, sino una realidad.

Memo reconoce que sufrió, tuve la oportunidad de verlo en Córcega a unos días de su exilio francés, donde lo criticaron por llegar al peor equipo, que por cierto se mantuvo en Primera División, gracias a él, en dos temporadas antes de caer de nuevo a Segunda. Tuvo que alejarse de las voces que lo calificaban como inseguro, como producto de la mercadotecnia para enfocarse en su trabajo.

El canterano americanista también pudo darle gracias a Aguirre por sentarlo, por obligarlo a salir de su zona de confort, por llevarlo a educarse como arquero de línea de meta y arriesgar menos en las salidas, por fichar con un equipo donde explotó al máximo sus extraordinarios reflejos.

Debió agradecerle por convertirlo en el mejor portero de México.

carlos.contreras@milenio.com

twitter@CCLegaspi