Juego limpio

Golpes de pecho de los fariseos

Eso fue lo que hicieron los pseudodirectivos del Atlas y de la Liga “Muy X”, al sancionar a Tomás Boy de manera exagerada.

Ciertamente, Tomás podría haber reaccionado de muchas formas distintas ante la agresión verbal de ese reventador que fue a increparlo e insultarlo simplemente “porque no le gusta como dirige al equipo” (por cierto muy bien colocado en la tabla y jugando bastante bien), pero no lo hizo y el tema no es ese, me parece increíble, que a estos puritanos del Atlas y de la Liga “Muy X”, “se les resbalen las circunstancias y atenuantes que obviamente tiene Tomás Boy”.

Tomás Boy estaba afuera del estadio, molesto porque su equipo había perdido, y de pronto lo encara un reventador molestándolo y gritándole de todo, entre otras linduras… “eres un cagón”, a lo que el técnico le responde con un golpe a la cara.

Pero lo grave del asunto está en que las autoridades del club y la Liga pasan por alto los motivos expuestos por este reventadorque agredió verbalmente a Tomás Boy… “Porque pago un boleto y por tanto, tengo derecho a opinar y a decirle cagón al técnico si no me gusta como dirige al equipo”. ¿Más claro? O sea, ¿quién le dijo a este estúpido que al pagar un boleto se le está autorizando a insultar a cualquiera de los protagonistas del espectáculo si éste no le gusta?… ¿Cómo es posible que a un reventador así de enfermo de su cabecita, se le dé crédito y se le defienda al darle la razón infiriendo que su razonamiento es correcto?, ¿por qué se le abren las puertas de la violencia y se les da permiso para agredir a quienes de manera alevosa y burda piensan que de ahora en adelante podrán agredir a los jugadores, técnicos o directivos al término de un juego, simplemente “porque pagaron un boleto y salen desilusionados del mismo”?

Por cierto, jamás tocaron con el pétalo de una flor a Decio de María cuando éste les dedicó la dedo señal a los aficionados en un estadio desde las gradas del mismo (ahí están las fotografías que lo prueban), o al mismísimo Justino Compeán que hizo lo mismo.

PD. Bienvenidos los reventadores a los estadios, a practicar su tiro al blanco con jugadores, técnicos y directivos.  

 

carlos.albert@milenio.com

twitter@calbert57