Juego limpio

Ni muy muy… Ni tan tan

Creo que ni la euforia inicial por la contratación de Ronaldinho ni el pesimismo ocasionado cuando falla un penalti contra tigres, son medidas puntuales para medir desde ya lo que este jugador podrá o no, aportar a su equipo en primer lugar, y al futbol mexicano en segundo plano. Ciertamente no es un inicio halagüeño, especialmente porque las expectativas eran muchas y muy altas, sin embargo, tampoco hay que ubicarnos en el otro extremo y pensar que su contratación ha sido un fracaso, como ya algunos extremistas intentan decretar.

Ronaldinho nos ofrecerá pasajes muy interesantes y agradables, lo veremos realizar algunas jugadas con su firma de virtuosismo, aplaudiremos muchas de sus intervenciones, pero también veremos algunos errores y fallas comunes en un futbolista común.

Ni es el Ronaldinho en su mejor época, pero tampoco está acabado como muchos pretenden, Ronaldinho no ha olvidado nada de lo que le hemos visto, ya que lo que bien se aprende nunca se olvida, solo es cuestión de tiempo para que poco a poco nos lo deje ver… Al tiempo.

AHÍ LE HABLAN A LA FMF Y A DECIO

La noticia llega del futbol mejor organizado, mejor administrado y mejor realizado del mundo, de la UEFA, su presidente Michel Platini anuncia la aprobación, en esa entidad, de un nuevo código de comportamiento y ética para proteger el juego… Qué envidia.

Mientras que en otras latitudes existe apertura y cerebro suficiente como para proteger y mejorar el futbol profesional en beneficio de todos, en este México nuestro, las cosas van de mal en peor, la Liga “Muy X” se hunde y se desdibuja día con día, el espectáculo que ofrece es mediocre, de mexicano tiene cada día menos, el arbitraje sumiso y todas las dizque comisiones controladas y manipuladas, sin voces opositoras, manipulado dictatorialmente, con jugadores serviles y agachones, con medios y periodistas imposibilitados para ejercer una verdadera libertad de expresión, directivos opacos, dueños indiferentes y gobiernos cómplices y complacientes

PD. Pobre futbol mexicano, tan cerca de la FMF y tan lejos de Dios.  

 

carlos.albert@milenio.com

twitter@calbert57