La contracolumna

‘Sorry!’

México es, junto a Brasil y Alemania la única selección con pase automático a octavos de final en las Copas del Mundo. Una membresía que renueva sin falta cada cuatro años.

Costa Rica no solo se las arregló para colarse hasta la aún más exclusiva sala del quinto partido en la última edición, sino que fue una de las tres selecciones que acabaron invictas: ni Uruguay, ni Inglaterra, ni Italia, ni Holanda, ni mucho menos Grecia pudieron lastimarla.

En Sudáfrica 2010 y Brasil 2014 Honduras dio pena, pero no tanta como Corea del Norte y Camerún. De hecho, Estados Unidos en 1998 fue la última vez que Concacaf tuvo al peor equipo del Mundial: deshonor que en este siglo se han repartido las confederaciones de Asía, África y UEFA (Serbia y Montenegro en 2006).

La única ocasión en que un equipo americano del área Norte, Centro y Caribe cayó en el repechaje intercontinental fue en 2010, cuando Costa Rica perdió con Uruguay, por un gol de diferencia.

Desde que la Copa Confederaciones adquirió su actual formato de ensayo previo al Mundial, solamente Estados Unidos supo evitar una final UEFA vs Conmebol. México ganó el oro en Londres 2012 y Honduras llegó a semifinales en Río 2016. Las pruebas que ofrece el archivo son contundentes: Concacaf es, después de UEFA y Conmebol, la tercera confederación más competitiva del planeta. De calle.

Expuesto lo anterior, Estados Unidos ha imitado al pie de la letra todos los pecados recientes de su vecino grandulón (traerse a un técnico europeo charlatán, darle la espalda al roce en Conmebol, dejar a su máximo ídolo fuera de la lista del Mundial, ponderar lo económico sobre lo deportivo, optar por una Liga donde cualquier mediocre puede salir campeón y el peor no desciende, recurrir a seleccionados con doble pasaporte, referentes que cambian Europa por la MLS, etc...) Y Concacaf, así como la ven, castiga a quien se deja.

A México le pasó exactamente lo mismo hace cuatro años. La única y abismal diferencia fue que antier en San Pedro Sula ningún buen samaritano vestido de verde quiso ser Graham Zusi.

www.futbolsapiens.com • twitter@BarakFever