Manchón Penal

Un guerrero nunca muere

Hablar de Grupo Orlegi es hablar de una de las empresas que mayor crecimiento han tenido en los últimos años. Hoy en el mundo del futbol se ha convertido en una de las principales instituciones que se han conformado a través del Club Santos Laguna.

En este sentido surge el nombre de Alejandro Irarragorri, quien ha construido importantes aportaciones bajo un modelo sólido a través de alianzas estratégicas que, en lo deportivo, han contribuido a una adaptación de circunstancias económicas y sociales. Hoy en día Irarragorri se ha puesto en el ojo de huracán a raíz de su papel definitivo para ceder los derechos federativos de la selección nacional.

La polémica causada comienza a tener sus primeros estragos poniendo en el banquillo de los acusados al presidente de Club Santos Laguna. Las recientes declaraciones y confrontaciones se han basado en una clara molestia de algunos medios de comunicación. Por supuesto, la ola de intereses que existen sobre este tema, han pretendido responsabilizar los puntos de negociación basados en fundamentos poco claros, que manejados desde una perspectiva conveniente parecieran ver al hoy presidente de Santos como el villano de esta historia.

Es evidente que la ruptura entre muchos directivos dará de qué hablar en los próximos meses donde el club Santos deberá ser capaz de manejar las duras críticas y acuchilladas que están por llegar. Hoy más que nunca Alejandro Irarragorri deberá ser capaz de mantener serenidad e inteligencia para no caer en el juego de muchos llamados periodistas y tomar decisiones que no afecten a una institución sólida y de respeto en nuestro país. Probablemente para Alejandro será un aprendizaje enorme este proceso y podrá ver con mayor claridad los hombres con los que podrá contar para sacar de una situación complicada al club de sus amores, no solo en lo futbolístico sino también en el tema de relaciones y negocios que tenga el club.

La pelotita deberá separarse por completo de la posible lluvia de cuestionamientos políticos y lleno de intereses de los federativos y medios de comunicación, donde el descenso empieza a tocar la puerta para los de la Laguna volviendo a construir una fortaleza donde era casi imposible sacar un punto. La importante estructura que se está trabajando a nivel de fuerzas básicas y a nivel de alianzas con otras organizaciones de renombre en el plano internacional, podrán constituir un pilar que permita el regreso al protagonismo para Santos.

El mayor reto que enfrentará esta gran institución es el sacudirse la gran cantidad de cuestionamientos y el enorme letargo futbolístico en el que ha caído, aunado a la falta de serenidad en las decisiones por parte de su directiva que ha alejado y dividido a su afición. La principal clave será el mantener serenidad en sus decisiones, transparencia en los procesos y paciencia en  consecución de resultados bajo la idea de que un guerrero nunca muere.

Hasta la próxima…

twitter@AlbertoRomeroMP