Con efecto

El eslabón fundamental

Hablar de Tigres, es hablar del equipo más poderoso de nuestro balompié y no solo porque es el campeón. Entiéndase poderoso en cuanto a estructura de su equipo de Primera División.

Hay equipos que lo superan en afición; en fuerzas básicas; en influencia nacional. Pero la estructura deportiva del primer equipo es, sin duda, la más poderosa de nuestra Liga.

Ubiquemos a los últimos  10 equipos campeones, cuentan en su estructura a personales con un perfil muy definido en el puesto de director deportivo, aunque se le puede llamar de muchas formas. América, Monterrey, León, Xolos -la excepción a la regla es Santos-, han recargado en estos personajes la responsabilidad total del plano deportivo con grandes resultados.

El poder de Tigres se manifiesta de muchas formas, más allá de su gran presupuesto para fichar jugadores, ya que los de San Nicolás han ejercido su gran chequera, pero hay que saber diferenciar entre gastar e invertir correctamente.

Es ahí donde el ojo de Miguel Mejía Barón hace diferencia. La presencia de una persona que sepa -y mucho- de futbol en una estructura deportiva de un equipo de Primera División, es vital. Aunque solo saber de futbol no es suficiente, hay que tener perfiles muy especiales como la honestidad, el liderazgo, manejo de grupo, el talento para armar un plantel, capacidad de planeación, pensar en el futuro del equipo y muchos atributos más. Miguel los cumple todos a cabalidad.

Lo hecho por Tigres no es casualidad, se destaca por su tino. Si bien su antecesor tenía un perfil interesante, no logró coronar toda la inversión que el equipo viene haciendo. A Tigres le faltaba ese enlace fundamental, con peso específico, y apostó por un personaje semi-retirado, que daba la impresión de ser un talento desperdiciado, entregando su conocimiento a jóvenes universitarios en el futbol amateur, cuando estaba para cosas mayores.

Parece ser que la pauta está marcada y hay equipos que no lo ven. Si abrimos bien los ojos, estamos ante personajes como Manuel Lapuente, Ricardo La Volpe, Néstor de la Torre, Efraín Flores, Luis García, Pável Pardo... Solo por citar algunos, quienes cuentan con ese perfil tan importante.

Esa puede ser la gran diferencia entre ganar y perder. 

 

Twitter: @Alberto_Duque