Cristiano y su oportunidad de dejar de ser un ‘gana nada’ con Portugal

Ronaldo se juega ante Polonia una de sus últimas oportunidades para seguir buscando el sueño de ganar algo con su selección, donde la suerte no le ha sonreído

Cristiano Ronaldo decepcionado tras el empate ante Austria
Cristiano Ronaldo decepcionado tras el empate ante Austria (EFE)

Ciudad de México

A 13 años de su debut con la selección de Portugal, y con más de 130 partidos y 60 goles, Cristiano Ronaldo se encuentra en uno de sus últimos trenes rumbo a la historia en Francia 2016.

Cristiano lo ha ganado todo desde lo individual hasta lo colectivo, ya sea con el Manchester United o con el Real Madrid; desde la Copa del Rey, hasta el Mundial de Clubes en un par de ocasiones; sin embargo, luego de unos juegos Olímpicos (Atenas 2004), tres Eurocopas (Portugal 2004 – Francia 2016) y tres Copas del Mundo (Alemania 2006 – Brasil 2014) dos Santos Aveiro jamás ha logrado galardonarse con su selección, a la que a pesar de cumplir temporadas pesadas con su equipo, jamás le ha negado una convocatoria aunque fuese solamente una concentración, situación que demuestra un verdadero compromiso con su combinado.

Un antecedente de un caso similar se presentó hace no más de una semana en América. La desesperación llevó a su némesis, el argentino Lionel Messi, a tomar la radical decisión de abandonar la selección albiceleste luego de perder cuatro finales, tres consecutivas, y ser fuertemente criticado por la prensa internacional.

La diferencia entre uno y otro es que ha Lionel se le ha visto displicente en varias ocasiones dentro de la cancha, mientras que Cristiano en su selección al no contar con tantas figuras de renombre, ni lideres natos como lo puede ser Mascherano en Argentina, se carga el equipo al hombro y como buen capitán se le ve desgarrarse en la cancha, siendo el primero en festejar las victorias, como el que más sufre las derrotas.

Pero a Ronaldo se le acaba el tiempo. Ser un histórico en el equipo más importante del mundo lo ha llevado a estar entre los mejores de la historia del futbol, pero no es suficiente para estar en la élite con figuras como Maradona y Pele. Y a sus 31, 'CR7', encuentra en esta Eurocopa una de sus últimas oportunidades para coronarse con la selección lusitana de una vez por todas y por fin, dar el salto y cosechar un galardón en el que su contraparte, Lionel Messi, jamás se podrá regocijar.