“Hurtado decidía en Cruz Azul”

Víctor Garcés, ex directivo de La Máquina, aseguró que hace una década el promotor ejercía mucha influencia en el equipo; ahora, son otros promotores los que han afectado al club

Ciudad de México

En Cruz Azul hay una creencia que con el paso de los torneos –y los fracasos– ha tomado cada vez más fuerza: la influencia de Carlos Hurtado en el equipo. Sin embargo, Víctor Garcés, ex vicepresidente de La Máquina, descartó que el promotor aún tenga influencia en las contrataciones de los futbolistas, pero sí reconoció que hace ocho años Hurtado era el hombre que decidía quiénes llegaban al plantel.

"Carlos Hurtado hace mucho que dejó de tener la influencia tan importante que tenía en Cruz Azul; era quien decidía los jugadores, los sugería y al final eran aceptados, yo creo que en este momento él ya no está, pero no deja de haber un sinfín de promotores", dijo el ahora asesor jurídico de asuntos especiales de los cementeros.

—¿Hurtado fue dañino para la institución?

—Yo no sabría si le hizo daño, pero lo que puedo decir es que no fue el hombre adecuado para sugerir a los jugadores que le permitieran a Cruz Azul desarrollarse. Estamos a 19 años de no haber conseguido el campeonato, pero eso no es lo peor, estamos ahora decreciendo porque no hemos calificado. La participación de Carlos Hurtado fue hace mucho tiempo y no fue buena.

Y aunque Cruz Azul ya se libró de la influencia de Hurtado, Garcés Rojo advirtió que ahora son otros los promotores los que han hecho negocio en La Máquina al traer jugadores que no estuvieron al nivel que prometieron. Pero también admite el error de la directiva de no analizar con minuciosidad los antecedentes de los elementos que han arribado al club.

"Sin lugar a dudas, ha sido sustituido (Carlos Hurtado), pero no deja de haber promotores; nos hemos ganado el desprestigio de estar aceptando jugadores que no tienen ninguna capacidad deportiva y lo peor de todo es que hemos dejado de trabajar en nuestro jugador base, solo se juega la vida el que trae la camiseta cosida.

"Se está confiando en el promotor que los recomienda. No estamos siendo tan acuciosos en sus antecedentes, inclusive han venido jugadores que no han jugado un solo partido; esa es una posición que le ha hecho mucho daño a la Cooperativa, pero es la gran influencia del promotor en alguna persona ligada al club".

Para ello, Víctor Garcés Rojo propone un nuevo sistema de contratación en el que el jugador que llegue al club reciba su pago de acuerdo a los resultados que dé; en una primera instancia se le tendría a prueba cinco jornadas, y después de ello se le podría rescindir el vínculo laboral, después se le pagaría un sueldo base por la fase regular y a partir de la Liguilla se le daría "bonos de éxito".

"Si no cambiamos el sistema de contratación y nos conformamos con cambiar al técnico, o cambiar el director deportivo no va a funcionar esto, o cambiamos el sistema de contratos o perdemos a nuestra gente. Yo le he comentado mucho al licenciado que en el momento que tengamos contratos condicionados solo con bono al éxito no importa quién lo traiga"

Con ello se eludiría el papel de los promotores: "En el momento de la toma de decisiones siguen los promotores teniendo su influencia, pero esto ya no puede repetirse; lo importante es establecer un plan para acercarnos a la afición y para contratar jugadores".