¿Cómo jugará La Máquina de Tomás Boy?

Con la llegada de sus nuevos refuerzos, El Jefe tiene más posibilidades de variar el esquema de Cruz Azul; de entrada, empezaría con su 4-3-3


Tomás Boy
Tomás Boy (Mexsport)

Ciudad de México

Cruz Azul está obligado a no fallar. Luego de dos años sin Liguilla, La Máquina se reforzó con seis elementos para darle variantes a Tomás Boy. Y la defensa fue el sector principal donde se reforzó el equipo. De los seis jugadores que han sido anunciados, cinco son de características defensivas. Dos centrales: el chileno Enzo Roco y el argentino Julián Velázquez; Adrián Aldrete para la lateral izquierda y Jesús García para la derecha; así como el andino Francisco Silva para la contención. El único delantero que contrató la directiva fue el pampero Jonathan Cristaldo.

Con estas incorporaciones, Tomás Boy tiene variantes para modificar su esquema de juego, incluso, la lucha interna por la titularidad estará muy reñida. De entrada, en los juegos amistosos El Jefe ha apostado por el 4-3-3 que empleó el torneo anterior; aunque en los segundos tiempos ha cambiado a línea de cinco en el fondo (5-3-2), sistema que también utilizó el semestre anterior, pero en la Copa Mx.

De los seis nuevos jugadores que llegaron a la institución, algunos apuntan de inmediato para ser titulares. Por inversión y características futbolísticas, Francisco Silva sería el dueño de la contención de Cruz Azul; Enzo Roco apuntaría para ser uno de los zagueros principales; de la misma forma, Adrián Aldrete parece no tener oposición en la lateral izquierda.

Los otros tres pelearían por un lugar: Julián Velázquez buscaría su oportunidad con la competencia directa de Julio César Domínguez y un poco más rezagado está el Maza Rodríguez; el joven Daniel García deberá presionar a Omar Mendoza para quedarse con ese puesto, y adelante, Jonathan Cristaldo llega, de entrada, para ser el recambio de Jorge Benítez o Joffre Guerrón.

LOS SISTEMAS

Con el 4-3-3 que ha venido usando Boy, una vez que tenga su plantel completo podría parar la siguiente alineación: Jesús Corona en la portería; en la zaga Julio César Domínguez y Enzo Roco; por izquierda estaría Aldrete, y por derecha jugaría Mendoza. En el mediocampo, como contención estaría el Gato Silva, apoyado por Aldo Leao y Ariel Rojas. Los volantes ofensivos serían Joffre Guerrón y Víctor Vázquez, con Jorge Benítez como centro delantero.

Si Boy se decidiera por una línea de cinco (5-3-2), de entrada se le abriría lugar para Julián Velázquez, quien ha sido de los jugadores más destacados de la pretemporada; el argentino formaría la línea de tres zagueros con el Cata Domínguez y Enzo Roco; como carrileros, Mendoza y Aldrete serían los elegidos. En el medio campo, nuevamente Silva y Ariel Rojas podrían repetir, aunque al sacrificar a un elemento de adelante, esto propiciaría que Víctor Vázquez bajara a la media en lugar de Aldo Leao. Adelante se mantendrían Guerrón y Benítez.

Este sistema también puede convertirse en un 3-4-1-2, adelantado a los carrileros a la altura de los mediocampistas, en este caso se formaría una doble contención con Silva y Ariel; mientras que Víctor Vázquez pasaría a jugar como un enganche atrás de los dos delanteros, tal como Boy lo quería emplear desde la temporada pasada.

Por último, el sistema más empleado es el 4-4-2. En este caso, Cruz Azul repetiría la línea defensiva del 4-3-3 y podría jugar con la doble contención de Silva y Ariel Rojas; aquí debido a su lentitud, Boy podría cambiar a Aldo Leao por Joao Rojas como extremo por izquierda y mantener a Vázquez por derecha; su delantera seguiría siendo Guerrón y Benítez.

                

LOS DESPLAZADOS

Hay jugadores que fueron titulares el torneo pasado que tendrían que dejar su lugar en el once. En la defensa, el primer sacrificado será el Maza Rodríguez, quien incluso no entraba en planes para esta temporada, pero al final se quedó en el plantel.

En la lateral izquierda estuvo Ariel Rojas, pero solo fue una medida provisional ante el bajo nivel de Fabio Santos y la poca confianza que Boy le tenía a Fausto Pinto. Para este torneo, Tomás le aseguró al Chino Rojas que volvería a jugar en la media cancha, por lo que apunta para ser titular en ese sector de arranque, debido a la disciplina táctica que aporta el argentino.

En la contención, Rafael Baca fue de lo mejor que tuvo Cruz Azul, pero la llegada de Francisco Silva lo obligaría a ir a la banca; de igual forma, Joao Rojas y Christian Giménez tendrían que esperar su oportunidad ahora que Guerrón y Vázquez han hecho desde el principio la pretemporada. Chaco vivió algo similar el torneo pasado, pero se abrió camino para tener muchos minutos.

En fin, este torneo La Máquina tendrá bien cubierta casi todas sus posiciones, con hasta dos elementos con nivel para jugar ahí (la única en la que no tiene un recambio fijo es en la lateral izquierda). Ya será decisión de Tomás Boy elegir al mejor once semana a semana para este Cruz Azul obligado al protagonismo.