Hace compras sobre la hora

Cruz Azul ya tiene amarrado al chileno Martín Rodríguez, pero aún le falta un centro delantero; difícilmente La Máquina tendrá a toda su plantilla disponible para el inicio del Clausura 2017. 


Paco Jémez en la Noria
Paco Jémez en la Noria (Mexsport)

Ciudad de México

Si algo quería evitar la directiva de Cruz Azul es que, de nueva cuenta, sus refuerzos llegaran sobre la hora, un defecto que ha distinguido a La Máquina en los últimos torneos; sin embargo, para el Torneo Clausura 2017, tal parece que la historia se repetirá.

Ayer, Cruz Azul por fin pudo llegar a un acuerdo con el chileno Martín Rodríguez, cuya carta le pertenecía en un 50 por ciento al Colo-Colo —donde militaba— y al Huachipato, lo que provocó varias dificultades, sobre todo porque el conjunto Cacique quería mantener entre sus filas al volante de 22 años.

Luego de dos semanas de negociaciones en las que La Máquina puso sobre la mesa el pago por la rescisión de contrato del volante, la cual según medios chilenos era de 3.1 millones de dólares, por fin el conjunto celeste tiene a su tercer refuerzo, aunque el club no lo ha hecho oficial, pues faltan algunos trámites y papeleo por cumplir.

Anoche, Eduardo de la Torre, director deportivo de Cruz Azul, confirmó a MILENIO Televisión el acuerdo por Martín, aunque detalló por qué no lo puede dar aún como oficial. "Estamos esperando ya dar el aviso total de Martín Rodríguez, que se ha llegado a un acuerdo entre los clubes involucrados, pero aún falta la cuestión de contratos, firmas y examen médico, pero va muy adelantado", dijo en entrevista.

"Se ha llegado a un acuerdo entre los clubes involucrados, pero aún falta la cuestión de contratos”


YA ESTÁ EN NEGOCIACIONES

Otra de las cosas que confirmó Eduardo de la Torre, es que Cruz Azul está en negociaciones para cerrar su última incorporación, la cual es por un centro delantero. "Puede ser otro jugador más, estamos negociando con otro jugador extranjero", dijo sobre el tema. Hasta el momento, los nombres que más han sonado, son los del paraguayo Darío Lezcano y el del argentino Nicolás Blandi, quien actualmente milita en San Lorenzo de Almagro.

Entre los jugadores que llegó a sondear La Máquina, estuvo el uruguayo Kevin Ramírez, pero esta opción solo era en caso de que no se concretara la llegada de Martín Rodríguez, algo que estuvo muy latente por la renuencia de Colo-Colo de soltar al volante.

Sobre los jugadores que han llegado al club, el argentino Gabriel Peñalba y el ecuatoriano Ángel Mena, el Yayo de la Torre se mostró contento y emocionado por lo que pueden rendir.

"En cuanto a los refuerzos, ya vienen trabajando desde una semana atrás, tanto Mena como Peñalba nos van a ayudar mucho, uno al frente y otro en la media de contención, con diferentes características de los jugadores con los que contamos".

"Puede haber un jugador más, estamos negociando con otro jugador extranjero en este momento”


EL MAL DE SIEMPRE

Sin embargo, los planes no han salido —al menos en los tiempos— como la directiva quería. A inicios de la semana pasada, Eduardo de la Torre declaró que buscarían cerrar en esos días a los dos últimos refuerzos que buscaban para que Paco Jémez tuviera un par de semanas para trabajar con su plantel completo. Pero las cosas no salieron como se esperaba, pues con Martín Rodríguez la directiva enfocó todas sus baterías y se dilató varios días en resolver esta situación.

Ahora, pretende ultimar todos los detalles y que el chileno pueda viajar a México lo antes posible. Martín se reportaría a inicios de la semana entrante —se espera que en estos dos días tramite su visa de trabajo—, y tendría muy poco tiempo para ponerse a punto en lo físico y que pueda ser considerado por Paco Jémez, así que sería muy complicado verlo jugar desde la Jornada 1 (7 de enero).

La misma situación afrontará el centro delantero que contrate Cruz Azul, pues además de los trámites que debe realizar para jugar en la Liga Mx, tendrá muy poco tiempo para adaptarse a sus compañeros y asimilar la idea de juego del técnico español, así que tampoco podría arrancar desde la primera fecha.

Esta situación siempre ha estado presente en Cruz Azul, uno de sus grandes defectos que le ha generado un sinfín de críticas. La directiva intentó cerrar lo antes posible los fichajes (desde la semana pasada), pero de nueva cuenta, tal parece, que no pudo eludir que este nuevo ciclo inicie sin el plantel completo para el torneo venidero.