Cerca de su once ideal

El técnico de Cruz Azul admitió que el plantel utilizado en la victoria ante Querétaro se asemeja mucho a lo que espera para el resto de la temporada 


Tomás Boy, técnico de Cruz Azul
Tomás Boy, técnico de Cruz Azul (Iván López )

Ciudad de México

Los problemas que Cruz Azul ha tenido para poder encontrar un once de gala para encarar sus partidos en la Liga parecen esfumarse con el andar de la jornadas, prueba de ello fue el cuadro que Tomás Boy alineó hoy en la victoria de su equipo 2-1 sobre Querétaro, donde Víctor Vázquez inició por vez primera como titular acompañando en el ataque a Joffre Guerrón y Jorge Benítez.

"Estamos cerca de poderlo lograr, pero todos los jugadores han hecho un gran esfuerzo por estar en la cancha. [...] Hoy Vázquez, es su primer partido como titular, le costó un poquito de trabajo al final, sobre todo en el ritmo, pero en general, cuando están todos esos jugadores en el terreno de juego, hay soluciones, y pasa que después de jugar 20 minutos bien y 15 mal, podemos hacer un gol porque la calidad individual siempre es importante", señaló Tomás al término de dicho duelo.

Eso sí, El Jefe fue crítico y mencionó que a algunos elementos como Jorge Benítez y el propio Vázquez, deben mejorar ciertos aspectos para poder solventar el ataque del equipo.

"Los delanteros que tengo tienen que aprender a conocerse para trabajar juntos, en el caso de Benítez que nos ha dado mucho pero sí necesita más tranquilidad a la hora de resolver estas situaciones", mencionó el timonel y agregó:

"Víctor está acostumbrado a jugar suelto, aquí tiene un poco mas de tareas defensivas y no se encontró, afortunadamente Ariel Rojas trabajo con él en ese sentido y mejoró, pero no desde el punto de vista físico. Víctor iba a jugar abierto y después jugar en la zona donde él sabe, detrás de los delanteros como un jugador que puede habilitar".

Respecto al funcionamiento en general del equipo, Tomás Boy admitió que pese a la victoria, existen varios puntos por mejorar, sobre todo a la hora de enfrentarse con rivales que, como Querétaro, "vienen a trabajar con los once atrás".

"En general fue un partido muy trabado porque Querétaro se defendió bien, es su virtud buscar con muchas unidades el trabajo de la recuperación, molestar y neutralizar al adversario, y nosotros aprender a trabajar contra este tipo de adversarios", reconoció el estratega.

AMÉRICA LO VUELVE "LOCO"

Con el ánimo a tope por la victoria ante Gallos, Tomás no ocultó la emoción de encarar el duelo de la próxima fecha ante el América, aunque admitió que una posible victoria le sabría "como cualquiera".

"Es un partidazo que viene para la siguiente semana, me pongo loco, es un partidazo el que hay que jugar, estoy feliz de que ya va a llegar", finalizó.