Con ganas de debutar

Jonathan Cristaldo espera disputar sus primeros minutos en la Liga, hoy en la visita de Cruz Azul a Necaxa

Jonathan Cristaldo, en el último juego amistoso de Cruz Azul contra Zacatepec
Jonathan Cristaldo, en el último juego amistoso de Cruz Azul contra Zacatepec (Mexsport)

Ciudad de México

Después de dos años sin llegar a la Liguilla, este Apertura 2016 es un torneo crucial para Cruz Azul. Con la continuidad de Tomás Boy y la llegada de seis nuevos elementos, La Máquina intentará regresar al protagonismo, camino que debe recorrer desde esta Jornada 1, esta noche cuando visite al Necaxa en el estadio Victoria.

En la semana, la directiva bajó el perfil del equipo, aseverando que no son favoritos y descartando la obligación de ganar el título de Liga; sin embargo, lo cierto es que la larga sequía de La Máquina (cumplirá 19 años en diciembre) la obliga a buscar el campeonato sí o sí.

Cruz Azul mantuvo la base de su equipo y buscó reforzar posiciones en las que se vio muy disminuido la temporada pasada. Llegaron del mercado nacional Adrián Aldrete, Jesús Daniel García y el chileno Francisco Silva, quien estaba en Jaguares; del extranjero La Máquina trajo a los argentinos Julián Velázquez y Jonathan Cristaldo, así como al andino Enzo Roco.

Y es precisamente Jonathan Cristaldo el refuerzo que más ha conectado con el público por el festejo que le dedicó a Cruz Azul desde que estaba en Palmeiras y forzaba su salida, y de igual manera a su arribo al país cuando ya traía lista una playera con su nombre.

Hoy, el Churry quiere tener sus primeros minutos en el futbol mexicano y empezar a la labrar su historia con La Máquina, equipo al que pudo llegar desde hace un año cuando se le abrió la posibilidad por primera vez.

“Estoy muy contento de estar aquí y con muchas ganas de poder ayudar a mis compañeros, estoy esperanzado de tener algunos minutos ante Necaxa. Como siempre digo, debo de demostrar aquí en el futbol mexicano que tengo muchas ganas de triunfar”, dijo Cristaldo a La Afición.

Ayer, el delantero argentino recibió su visa de trabajo, por lo que ya puede ser tomado en cuenta, y físicamente se siente en condiciones para que Tomás Boy lo utilice esta noche si así lo considera.

“Físicamente estoy muy bien, solo me debo acoplar un poco más a la altura; creo que para el partido pueda estar bien, y espero pronto estar al cien por ciento”.

Sobre la repercusión que tiene La Máquina en el futbol mexicano, el argentino señaló que ha recibido muchas muestras de ello por parte de los aficionados: “Cada persona que me encuentro en la calle se muestran con mucha ilusión. Cruz Azul es un gran equipo y sí se hace sentir”.

Desde que empezó a sonar su nombre como posible refuerzo de La Máquina, Jonathan empezó a generar expectación con las declaraciones que hizo desde Brasil, así como el festejo de la “cruz” que improvisó en un juego. Ahora, tiene claro que la gente esperará que demuestre todas sus cualidades de inmediato.

“No tengo ninguna presión, son cosas que debo hacer y para eso me contrataron; espero poder demostrar mi nivel lo antes posible, estoy contento y con ganas. Ahora queda en mí demostrar dentro del terreno de juego la gran ilusión que tenía de venir a Cruz Azul”.

Aunque es delantero, Jonathan pide que no se le juzgue solo por la cantidad de goles que puede marcar en un torneo, ya que afirma que puede aportar en otras zonas del ataque.

“Soy delantero, pero también puedo jugar en diferentes posiciones del ataque, no soy simplemente un delantero de área; soy un jugador que acompaña, que puedo jugar también ahí, pero eso va a depender también de lo que quiera el entrenador de mí”.

¿QUIÉN EN LA ZAGA?

Para esta Jornada 1, Cruz Azul batallará para armar su zaga central, algo irónico si se considera que se trajeron dos refuerzos para esta zona. Sin embargo, es casi un hecho que ninguno pueda estar esta noche.

El argentino Julián Velázquez, quien fue el primer elemento extranjero en llegar, aún no ha recibido su pase internacional. La directiva espera que en el transcurso del día llegue el documento que lo habilite en la Liga Mx, por esa razón viajó a Aguascalientes con el equipo. El otro elemento es el chileno Enzo Roco, quien ayer obtuvo su visa de trabajo (tramitada en Dallas, Texas). El problema con el andino es que viene saliendo de una lesión muscular, y apenas tuvo tres días de trabajo con el equipo, así que es complicado que pueda jugar.

Además, por decisión técnica no hicieron el viaje Francisco Javier Rodríguez ni Juan Carlos García Sancho, por lo que el único zaguero nominal que está en Aguascalientes es Julio César Domínguez.

De esta manera, es muy probable que Tomás Boy habilite al chileno Francisco Silva, quien juega en la media de contención, pero no desconoce jugar como defensa central. Pese al esfuerzo de la directiva de traer a todos los elementos antes del arranque de la temporada, de nueva cuenta La Máquina no puede iniciar con su plantel completo.