Rungvisai noquea a 'Chocolatito'

Román González cayó en cuatro rounds ante el tailandés, quien retuvo su corona en las 115 libras del CMB

El tailandés Srisaket Sor Rungvisai retuvo su corona de las 115 libras del CMB.
El tailandés Srisaket Sor Rungvisai retuvo su corona de las 115 libras del CMB. (AP)

Ciudad de México

La potencia de Srisaket Sor Rungvisai logró dominar al que en un momento fue uno de los mejores peleadores libra por libra con un nocaut efectivo en cuatro rounds sobre Román González el sábado por la noche en Carson, California.

En un duelo de revancha, que llegó a seis meses de que Rungvisai lo destronara como monarca superpluma del Consejo Mundial de Boxeo, el nicaragüense buscaba recobrar el camino al triunfo, pero el factor peso fue un elemento que le jugó totalmente en contra.

Desde el campanazo inicial, González fue muy cauteloso en sus movimientos y aunque buscó meter sus mejores golpes, Rungvisai era el que a base de distancia y potencia mantuvo el control de tres de los cuatro rounds disputados.

Chocolatito, cuatro veces campeón mundial, buscó la forma de hacer contrapeso al tailandés boxeando, pero el oriental pudo mantenerse firme hasta el cuarto episodio en donde lanzó una potente derecha  que depositó desmadejado al centroamericano a la lona.

Con aplomo, Román se incorporó y aunque visiblemente lastimado pidió seguir peleando, pero en lugar de trabar la pelea con abrazos optó por lanzarse a tu por tu hasta que llegó el golpe definitorio que lo volvió a mandar a la lona desconectado.

En cuanto su cabeza tocó la lona, el referi decidió detener las acciones al minuto y 18 segundos del cuarto round para hacer oficial la segunda derrota del que permaneció invicto por 12 años.

Rungvisai aseguró, tras acabar la contienda, que por la importancia de este duelo se preparó durante 4 meses, pues estaba seguro de que quería terminar esta pelea por nocaut.

Con este resultado Román González dejó su marca en 46-2 con 36KOs, mientras que el campeón mejoró a 44-4-1 con 40 por la vía corta.

“Yo no tengo miedo a nadie, yo estoy listo para pelearle a cualquiera”, dijo al final Rungvisai, cuando fue cuestionado sobre qué pelea le gustaría más si Juan Francisco Estrada, su retador mandatorio, o el japonés Naoya Inoue, quien debutó en América con un nocaut efectivo.