Acuerdo para la Ábner-Leo

Luego de varios años de acercamientos, Mares y Santa Cruz ya tienen fecha y lugar para enfrentarse, será el 29 de agosto en el Staples Center


Leo Santa Cruz, boxeador mexicano
Leo Santa Cruz, boxeador mexicano (AFP)

CIUDAD DE MÉXICO

Más de dos años han transcurrido desde que se mencionó por primera vez la posibilidad de enfrentar a los mexicanos Ábner Mares y Leo Santa Cruz. Las circunstancias los han llevado a llegar a un acuerdo para enfrentarse el próximo 29 de agosto en el Staples Center de Los Ángeles, California.

Uno de los detonantes para que ambos equipos reiniciaran acercamientos y eventualmente llegaran a un acuerdo fue la última pelea del Terremoto Santa Cruz, quien a pesar de haber vencido a José Cayetano, recibió críticas sobre su desempeño arriba del ring, dado que su rival no fue de primer nivel.

"Desde hace mucho le dije a mi equipo y a mi mánager que quería esa pelea y por varias razones no pudo darse, ahora que ya está todo listo y estamos a meses, me enfocaré en mi entrenamiento. El duelo es peligroso porque conozco a Ábner y es muy astuto, todo tendrá que ser perfecto", explicó Leo.

Los reproches a la carrera de Santa Cruz comenzaron desde su duelo ante el ex campeón Cristian Mijares, pues mientras se esperaba que peleara ante rivales de la talla de Carl Frampton, Nonito Donaire, Guillermo Rigondeaux, el mexicoamericano encaró a los desconocidos Manuel Román, Jesús Ruiz y Cayetano.

"Me emociona saber que tengo un reto así, una pelea peligrosa, me llena de motivación para entrenar bien y querer lucir. Daré todo en el ring, será una de las más importantes de mi carrera y quiero dejar huella", abundó el peleador de 26 años, quien mantiene su foja invicta y posee el título supergallo avalado por el Consejo Mundial de Boxeo.

Leo ve en Mares la forma ideal para regresar a la cima de su división y alzarse como uno de los rivales a vencer. Tras su derrota ante Jhonny González, en agosto de 2013, el ex olímpico Ábner ha logrado recuperar terreno con victorias sobre prospectos como el boricua Jonathan Oquendo o el mexicano Arturo Santos Reyes; además del duelo que sostuvo ante José Ramírez. El duelo recién pactado le significa a Mares la oportunidad perfecta para recuperar la diadema que cedió ante Jhonny y que está en manos de Leo, de quien no solo quiere la corona, sino arrebatarle la calidad de invicto.

"Pensé que no se iba a dar, la pedimos por mucho tiempo y nunca se podía lograr, ahora que ya está aquí me tiene con la energía al límite, pues esta pelea es casi personal. El pique que hay entre los dos es grande y estoy seguro de que será un gran duelo, pues nuestros estilos tienen todo para acoplarse", sentenció Mares, que ya venció a Arturo Santos en marzo pasado y tendrá su segundo duelo de 2015