Sergio 'Yeyo' Thompson logra la faena

“Me siento bien, estoy emocionado por esto. Pues yo entrené para otra pelea, pero tomé esta oportunidad, pues no se dan diario. Estoy satisfecho", mencionó Thompson

Sergio 'Yeyo' Thompson, boxeador
Sergio 'Yeyo' Thompson, boxeador (Mexsport)

LAS VEGAS, Estados Unidos

Todo se alineó para Sergio Thompson se llevara la victoria el sábado por la noche. La oportunidad llegó de último momento -a solo una semana del duelo a causa de que el campeón absoluto se lesionó los puños - y la supo aprovechar, al vencer luego de 10 rounds al hermano mayor del Canelo, Ricardo Álvarez. 

El chetumaleño se llevó la pelea con tarjetas de 95-93, 97-91 y 95-93 al imponer no sólo su pegada, si no el hambre de victoria, pues aguantó los mejores envíos del tapatío que aspiraba a convertirse en el poseedor del cinto Internacional ligero avalado del Consejo Mundial de Boxeo.

“Me siento bien, estoy emocionado por esto. Pues yo entrené para otra pelea, pero tomé esta oportunidad, pues no se dan diario. Estoy satisfecho pues pude acabar con la efectividad de Dinamita. Desde el primer round supe que podría ganarle, me sentí muy bien en esta división”, dijo Yeyo al bajar del ring en donde sumó la victoria número 29 en el terreno profesional.

Desde el camapanazo inicial, Thompson comenzó a trabajar el cuerpo de su adversario, con golpes curvos que le ayudaron a quebrar poco a poco la guardia del que apodan Dinamita. Pero para el tercer y octavo rollo logró que el referi le diera la cuenta de protección al de Guadalajara. 

Con esta victoria Yeyo se acercó un paso más para convertirse en retador por la corona mundial, la cual espera llegue en este año.

En más acción, el doble ex campeón venezolano, Jorge Linares, sumó una victoria más a su récord al dar cuenta del duro japonés Nihito Arakawa. 

El Niño de Oro Linares, quien no demostró la rapidez de puños que normalmente presenta ante sus rivales, pudo domar al fuerte japonés a base de un boxeo de precisión y fue minándolo poco a poco.

A pesar de un corte en la ceja izquierda y una lesión en la mano derecha, el venezolano de 28 años encontró la forma de inclinar la balanza en su favor y levantarse como el siguiente retador del campeón absoluto Ligero, Omar Figueroa.