“No sé por qué el réferi paró la pelea"

Así lo manifestó el boxeador lagunero y ahora ex campeón plata superligero del CMB, Roberto "Massa" Ortiz, quien perdió el pasado fin de semana en Cincinnati por nocaut técnico en el segundo asalto.

Pelea ante Lucas Matthysse.
Pelea ante Lucas Matthysse. (World Boxing Council)

Torreón, Coahuila

"Me levanté a tiempo, no sé por qué el referee paró el combate", mencionó el púgil lagunero y ahora ex campeón plata superligero del CMB, Roberto "Massa" Ortiz, quien perdió su cetro el pasado fin de semana en Cincinnati, Ohio, por nocaut técnico en el segundo asalto.

La noche del sábado, Ortiz salió a pelear contra el argentino Lucas Matthysse, quien dio un certero gancho a las zonas blandas al de Torreón, quien se dobló y tras la cuenta de protección, se reincorporó, pero tras contar nueve y ya de pie, se suspendió el combate, aun y cuando "Massa" estaba en condiciones de seguir en la pelea.

"La gente en la Arena quedó sorprendida y hasta se manifestó en contra de la decisión".

Ortiz a su llegada a Torreón, platicando con algunos miembros de la prensa local que acudieron al aeropuerto a recibirlo, aseguró sentirse mal por la forma en la que concluyó su combate ante Lucas Matthysse.

Dijo estar seguro de haberse levantado antes de que el referee llegara a la cuenta de diez por lo que le extrañó que se tomara la determinación de dar por terminada la pelea.

“Estoy consciente de que Lucas me dio un golpe certero el cual me hizo hincarme sobre la lona, pero no estaba mal, nunca estuve en malas condiciones, me refiero a que no estaba mareado o noqueado sólo quise tomar tiempo para recuperarme, siempre estuve pendiente de la cuenta”, dijo.

En más de sus declaraciones, Ortiz dijo que era injusto que su sueño terminara así, al menos el sueño de su debut en las carteleras importantes en los Estados Unidos.

Señaló sentirse decepcionado por lo sucedido, ya que la detención prematura del combate echó por tierra el enorme esfuerzo realizado durante más de seis semanas todo el trabajo personal y el de su equipo que hizo una labor extraordinaria.